¿Parte de la oposición venezolana regresa al camino democrático? Estos partidos anuncian que van a elecciones regionales

“Yo no puedo hablar por ningún otro partido pero Acción Democrática va a participar en las elecciones regionales, en las municipales y después en las presidenciales. Hay que participar para no dejarle espacios abiertos al chavismo”, dijo este miércoles el dirigente del partido de extrema derecha Acción Democrática, Henry Ramos Allup.

AD es una de las organizaciones políticas del bipartidismo que caracterizó la Cuarta República en Venezuela y que permitió el saqueo y la entrega de sus recursos naturales a transnacionales e intereses extranjeros.

Ramos Allup confirmó que en la oposición hay quienes quieren que en Venezuela “haya una masacre”.

“No puedes proceder con los delirios, con los impulsos; sabe Dios cuáles son las motivaciones de los que quieren que aquí haya una matazón”, dijo Ramos Allup en entrevista transmitida por el canal privado Globovisión.

AD ha sido partícipe o al menos cómplice silencioso de las aventuras violentas que en diversas oportunidades ha emprendido la oposición venezolana. Sin embargo, Henry Ramos, hizo esta afirmación que dejó sin aliento a más de un extremista opositor.

“Acción Democrática va a participar en las elecciones regionales, de alcaldes y luego en las presidenciales”, reiteró el diputado durante una entrevista televisiva con lo que se somete entonces al escrutinio -no sólo de la población sino también del CNE- al que tanto han atacado y que lo proclamó como diputado en diciembre de 2015.

Pero AD no es el único partido que le apostará a unas elecciones con el Consejo Nacional Electoral que la oposición tanto ha criticado y dscalificado: el diputado a la Asamblea Nacional y secretario general del partido de derecha Primero Justicia, Tomás Guanipa, aseguró que la oposición está dispuesta a participar en las elecciones regionales, “siempre y cuando haya garantías”.

A partir de estas afirmaciones las matrices generadas por la derecha venezolana -que ponen en duda el sistema electoral venezolano- pierden fuerza y pasan a segundo plano ante la decisión política -de parte de la oposición- de participar el próximo diciembre en las elecciones de gobernadores y gobernadoras en Venezuela.

AMR

Artículos relacionados