Agenda de Alemania y Rusia mantienen el conflicto en la mira

La canciller alemana, Angela Merkel y el presidente ruso, Vladimir Putin, se reunieron en Alemania en lo que fue la primera cumbre bilateral desde que Rusia se anexionó la península de Crimea, perteneciente a Ucrania, hace más de cuatro años.

Los temas económicos, políticos y el conflicto en Siria fueron los puntos a resaltar en la agenda de ambos.

Merkel indicó antes del encuentro con el presidente ruso la preocupación de su Gobierno por la crisis humanitaria a pesar de una disminución de los enfrentamientos armados y demandó una reforma constitucional así como nuevas elecciones en la nación árabe.

 Merkel y Putin retomaron una agenda de trabajo
Merkel y Putin retomaron una agenda de trabajo

Por su parte, Putin llamó a Alemania y otros países occidentales a apoyar la reconstrucción de Siria y el retorno de refugiados al país. El líder ruso se refirió no solamente a quienes buscaron amparo en los estados miembros de la Unión Europea, sino también en países vecinos de Siria como Jordania, el Líbano y Turquía.

En relación con Ucrania, Putin lamentó la ausencia de avances para resolver el conflicto y, al igual que Merkel, resaltó la importancia del Protocolo de Minsk, firmado en 2014 por su país, las autoridades ucranianas y representantes de las denominadas Repúblicas Populares de Donetsk y de Lugansk, con el auspicio de la Organización para la Seguridad y la Cooperación de Europa (OSCE).

Tanto Merkel como Putin mostraron disposición para apoyar una misión de la Organización de Naciones Unidas y reiteraron que continuarán trabajando en el formato denominado Cuarteto de Normandía, junto a Francia y Ucrania, con vistas a la búsqueda de una salida negociada a la situación en esa región, agrega la fuente.

Leer también:

Rusia enciende las alarmas ante aumento de marines cerca de sus fronteras

NB

Artículos relacionados