Bizarro arte de Epstein apunta a Clinton

Un retrato del expresidente estadounidense Bill Clinton, sentado sobre una silla en el despacho oval de la Casa Blanca y ataviado en un sugerente vestido color azul que recuerda a aquella famosa prenda utilizada por la no menos polémica Mónica Lewinsky, fue encontrado en la mansión de Manhattan del millonario pederasta, Jeffrey Epstein.

De acuerdo con las autoridades, la pintura se encontraba oculta en una habitación ubicada cerca de las escaleras de la propiedad. La existencia del retrato fue denunciada por una mujer que hacía negocios con Epstein y que pidió no ser identificada.

En su testimonio, asegura haber visto el cuadro a través de una puerta abierta, mientras caminaba por la casa del fallecido magnate.

“Es absolutamente Bill Clinton. Fue impactante, definitivamente. Es una pintura de él. Era una imagen sexual muy provocativa. Llevaba tacones, un vestido azul y su mano estaba en una posición extraña”, declaró.

Epstein fue hallado muerto el pasado sábado 10 de agosto en su celda en el Centro Correccional Metropolitano de Manhattan, luego de que fuera acusado por tráfico de menores entre 2002 y 2005, delito que conllevaba a una pena de hasta 45 años de prisión.

Según la autopsia hecha por el servicio forense al millonario, Epstein tenía varias fracturas en su cuello al momento de su muerte lo que complica la hipótesis de suicidio que había sido manejada hasta el momento por las autoridades.

Las lesiones descubiertas en el cadáver de Epstein pueden encontrarse tanto en las personas que se ahorcan como en las que son estranguladas, informó The Washington Post citando fuentes cercanas a los resultados del examen.

ARG

Artículos relacionados