La tarea urgente de corregir la política monetaria en Venezuela

En Venezuela se buscan distintas posturas y propuestas para resolver el grave problema de hiperinflación que enfrenta, factor que incide directamente en la calidad de vida de sus ciudadanos y ciudadanas.

VenezuelaTimesTV entrevistó a Fidel Ernesto González Chirinos, economista, quien ha analizado la crisis económica y ha planteado comenzar por corregir la política monetaria.

González explica que la crisis que está viviendo la nación bolivariana es consecuencia de una caída del aparato productivo y además originado por el control de cambio y la tasa de cambio.

“El problema tiene su origen en la política monetaria del país. Para solventar la hiperinflación tienes que producir bienes, incrementar el stock de bienes con respecto a la cantidad de liquidez monetaria con la que cuenta la economía, porque ¿Cuándo se produce la hiperinflación? Cuando tienes un exceso de liquidez monetaria. Hay dos formas de controlar la hiperinflación: disminuyendo la liquidez monetaria -que también debe hacerse- o incrementando la cantidad de bienes producidos”, afirma el economista.

“Si incrementas la producción buscas una nueva relación equitativa entre la cantidad de bienes que existen y la cantidad de dinero que circula. Entonces es fundamental que en Venezuela se incremente el aparato productivo. ¿Cómo se logra? corrigiendo el problema que causó su caída: el control de cambio, sobrevaluar la moneda (el bolívar estaba costando mucho más de lo que puede comprar), esto te encarece los bienes y servicios, lo que produce inflación”.

“Lo primero que tienes que hacer como Gobierno nacional es disminuir la cantidad de dinero en circulación, parar la impresión de monedas (que ya no es a través billetes si no de forma virtual). El Presidente entrega bonos y esto lo que hace es incrementar el dinero en circulación –al menos contablemente-, ese dinero aumenta la masa enorme monetaria y eso incide también en los precios”, aseveró.

Fidel Ernesto González, Economista y Presidente de la Federación Venezolana de Ajedrez

El economista analizó el tema salarial en la nación suramericana que es fuente de uno de los principales debates actualmente.

“Si tomas el salario mínimo venezolano y lo llevas a la tasa de cambio oficial que es 120.000 bolívares, el sueldo mínimo es de 2.196.000 bolívares. Cuando lo dividimos entre 120.000 estamos hablando que este salario es apenas de 18,3 dólares.

Naciones Unidas dice que una persona que gane 60 dólares mensuales (2 dólares al día) se encuentra en situación de pobreza general, y una persona que gane 1 dólar diario, es decir, 30 dólares al mes, se encuentra en pobreza extrema. Consideramos en principio que el salario mínimo es de 18,3 dólares en Venezuela; le incrementamos incluso el bono de alimentación que lo lleva a 5.196.000 bolívares, y eso da 43,3 dólares.

Esto quiere decir que la gente que está ganando actualmente salario mínimo (o ingresos similares o ingresos por debajo del mismo) se encuentra en una situación general de pobreza. Entonces debes acabar con eso y atacar por tres flancos: primero estimular el aparato productivo; este sólo se puede estimular si tienes unas condiciones en el mercado monetario real.

Tienes que quitar el control de cambio, lo que te va a permitir que la moneda flote libremente para que se ajuste al verdadero precio. De esta forma, las personas que tenemos viviendo afuera del país (se estiman entre 3 y 4 millones de venezolanos) van a mandar sus remesas. Esto le permitiría al Estado obtener entre 2 mil y 3 mil millones de dólares, solamente en remesas.

Despenalizas la tenencia de divisas y además esto sirve para que los precios se ajusten al mercado. No tiene sentido tener un cambio oficial de la divisa a 120.000 bolívares y a la vez que todos los precios de los bienes estén marcados al dólar paralelo. Tendrías que incrementar la tabla de los salarios a unos niveles que le permitan vivir bien a los venezolanos”.

“Hay que ordenar la economía” reafirma Fidel González. Enumera de la siguiente forma los pasos sugeridos: “Primero parar la máquina de billetes, segundo dejar que el mercado establezca cuál va a hacer el precio verdadero del bolívar. De esta manera también se acaban un poco los subsidios de muchos productos de empresas que están produciendo a precios de pérdidas y la gente comienza a utilizar eso como una barrera para adquirir esos productos que son subsidiados”.

Destaca que el Gobierno mientras tanto tiene que aplicar medidas compensatorias para acompañar y apoyar a la población durante este proceso en el que el salario del trabajador es sumamente bajo.

“No puedes mantener a Venezuela con un salario mínimo de 43,3 dólares. Tienes que llevar ese sueldo por lo menos, en el corto plazo, a 100 dólares en bolívares (es decir, esa cantidad pagada su equivalencia en bolívares) a la tasa de cambio del mercado que le dará estabilidad a la economía.

Disminuir la cantidad de dinero en circulación y la emisión de billetes y de dinero inorgánico. Además incrementar los niveles de recaudación. Todo tiene su origen en la política monetaria que ha descontrolado la economía. Se debe liberar la moneda y se ajustará el tipo de cambio.

“Esto permitiría que las empresas pasaran a estar nuevamente interesadas en invertir en la Faja Petrolífera del Orinoco y en el oro venezolano, lo que incrementaría a su vez la producción petrolera y con ello los ingresos petroleros. La empresa privada también se reactivaría. Incrementar la recaudación fiscal a través de la facturación digital (de forma inmediata) para que no pierda su valor, así el Estado recibe dinero todos los días y tiene capacidad de compra. Finalmente reafirmo que como medida inmediata hay que incrementar los salarios para sacar a la población de la pobreza general y extrema en la que se encuentra actualmente”, afirmó el economista.

A la fecha de cierre de la elaboración de este trabajo de investigación, el dólar oficial a tasa DICOM (Sistema de Divisas de Tipo de Cambio Complementario Flotante de Mercado) cerró aproximadamente en 168.609,60 por Euro.

SC

Se busca salida a la crisis económica en Venezuela

Artículos relacionados