#UltimaHora Rajoy y su gobierno asumen posturas abiertamente franquistas

#UltimaHora Rajoy y su gobierno asumen posturas abiertamente franquistas

El presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, ha anunciado, en una declaración sin preguntas, que en el consejo de ministros extraordinario ha aprobado un decreto por el que cesa  el president de la Generalitat de Catalunya, Carles Puigdemont; el vicepresidente, Oriol Junuqeras, y el resto de losconsellers del Govern. La salida de estos cargos también supone el despido de todo su personal eventual y cargos de confianza tras la declaración de Independencia de la #RepublicaCatalana.

Fuentes de Moncloa han explicado que el Consejo de Ministros ha aprobado cinco decretos, el del cese del president, otro con la destitución del vicepresident y el resto de consellers, uno más con la asunción de cada ministerio de las competencias de los departamentos de la Generalitat, otra orden con la extinción de organismos y destituciones de otros cargos y un quinto decreto con la disolución del Parlament y la convocatoria de elecciones.

Rajoy ha leído una declaración con los acuerdos del Consejo de Ministros: “Los españoles vivimos hoy una jornada triste en la que la sinrazón se ha impuesto a la ley. El Gobierno ha comenzado a adoptar ya las medidas para responder a unas decisiones que pretenden imponer un secuestro inadmisible a la mayoría de los catalanes y el hurto del territorio a los españoles”.

“Importan la prudencia y serenidad”, ha proseguido Rajoy: “El Estado dispone de medios para recuperar la legalidad”.

Rajoy ha explicado que el Consejo de Ministros planteará la nulidad de las decisiones del Parlament ante el Tribunal Constitucional. Y, también, a poner en marcha del 155 aprobado por el Senado: “Las primeras medidas aprobadas son: cese del presidente de la Generalitat de Catalunya, del vicepresidente y del resto deconsellers. Las decisiones son para restituir un autogobierno liquidado por una cadena de decisiones ilegales, arbitrarias y excluyentes”.

Además, Rajoy ha anunciado la destitución del director de los Mossos d’Esquadra, Pere Soler, así como del secretario general de la Consejería de Interior, Cèsar Puig, y la extinción del Diplocat y las llamadas ’embajadas’ de Cataluña en el exterior, además del despido de los delegados de la Generalitat en Bruselas y Madrid.

“La independencia es desgarradora, triste y angustiosa”, ha sentenciado el presidente del Gobierno: “Se trata de evitar más daños, no de suspender el autogobierno, sino de devolverlo a la normalidad lo antes posible. La normalidad empieza por la ley, recuperar la legitimidad institucional y devolver la voz a los catalanes: he disuelto el Parlament y convocado elecciones autonómicas para el 21 de diciembre”.

Rajoy ha querido agradecer a los líderes de PSOE y Ciudadanos, Pedro Sánchez y Albert Rivera, su apoyo.

De esta manera el Ejecutivo de Rajoy responde al  desafío consumado con la aprobación,  con los votos de JxSí y la CUP,   de  una resolución que declara   “la república catalana como Estado independiente y soberano, de derecho democrático y social” en el Parlament catalán. Esta afirmación se incluye en el preámbulo de la propuesta en un intento de restarle valor jurídico cara a la batalla que se avecina en los tribunales.  

Las medidas del Gobierno ya contaban con la vía libre del Senado, cuyo pleno había aprobado este viernes la convalidación del artículo 155 en un largo pleno de más de seis horas donde no hubo sorpresas, la mayoría absoluta del PP más los votos del PSOE y de Ciudadanos fueron apabullantes frente al resto de grupo políticos:   214 votos a favor, 47 votos en contra y una abstención.

Artículos relacionados