El rey de España mueve sus fichas en el tablero

Este jueves el Rey de España convocó una ronda de consultas con los líderes de los principales partidos políticos que hacen vida en el Gobierno de España, con la firme idea de proponer un candidato a la Presidencia.

La reunión está pautada para los días 16 y 17 de septiembre, en los que se pretende tomar la decisión de proponer un candidato a la Presidencia del Gobierno que tenga suficiente apoyo parlamentario y pueda ejercer su mandato.

Esta nueva ronda de consultas llega después de meses de bloqueo político tras las elecciones del 28 de abril pasado, en las que los socialistas del Psoe lograron una victoria holgada (123 de 350 escaños en el Congreso) pero sin una mayoría de gobierno.

En medio de un comunicado, La Casa Real anunció la decisión luego de que Felipe VI se reuniera con la presidenta del Congreso de los Diputados, Meritxell Batet para tratar la compleja situación que mantiene al país en un «bloqueo político».

Si el rey no propone su propio candidato, se llamará a nuevas elecciones legislativas de manera automática para el próximo 10 de noviembre, para posteriormente elegir un nuevo Gobierno español.

“Si las consultas concluyen sin una propuesta de candidato, el Rey procedería «a la disolución» de las dos cámaras del Parlamento y a la convocatoria de nuevos comicios, según establece la Constitución”, como recoge parte de lo que se puede leer en el comunicado.

XC

Artículos relacionados