Consumir nueces a diario reduce los niveles de LDL

Consumir nueces a diario reduce los niveles de LDL

Los adultos mayores sanos que comieron un puñado de nueces (aproximadamente 1/2 taza) al día durante dos años redujeron modestamente su nivel de lipoproteínas de baja densidad o colesterol LDL, según los resultados de una nueva investigación.

El consumo diario de nueces también redujo el número de partículas LDL, un factor de riesgo de enfermedad cardiovascular.

Los resultados del estudio se publicaron en la revista insignia de la Asociación Americana del Corazón, “Circulation”.

Las nueces son una rica fuente de ácidos grasos omega-3 (ácido alfa-linolénico), que han demostrado tener un efecto beneficioso para la salud cardiovascular.

“Estudios anteriores han demostrado que los frutos secos en general, y las nueces en particular, se asocian a tasas más bajas de enfermedades cardíacas y accidentes cerebrovasculares.

Desde España

Una de las razones es que reducen los niveles de colesterol LDL, y ahora tenemos otra razón: mejoran la calidad de las partículas de LDL”, afirma el coautor del estudio, el doctor Emilio Ros, director de la Clínica de Lípidos del Servicio de Endocrinología y Nutrición del Hospital Clínico de Barcelona (España).

“Las partículas de LDL tienen varios tamaños. Las investigaciones han demostrado que las partículas LDL pequeñas y densas se asocian con mayor frecuencia a la aterosclerosis, la placa o los depósitos de grasa que se acumulan en las arterias”, explicó Ros.

“Nuestro estudio va más allá de los niveles de colesterol LDL para obtener una imagen completa de todas las lipoproteínas y del impacto del consumo diario de nueces en su potencial para mejorar el riesgo cardiovascular”, añadió Ros.

En un subestudio del Walnuts and Healthy Aging Study, un gran ensayo controlado aleatorio de dos años de duración que examina si las nueces contribuyen a un envejecimiento saludable, los investigadores evaluaron si el consumo regular de nueces…

Independientemente de la dieta de la persona o de su lugar de residencia, tiene efectos beneficiosos sobre las lipoproteínas.

El Estudio

Este estudio se llevó a cabo entre mayo de 2012 y mayo de 2016 y contó con 708 participantes:

  • 63 y 79 años (68% mujeres) que eran adultos sanos que vivían de forma independiente y que residían en Barcelona (España) y Loma Linda (California).
  • Los participantes se dividieron aleatoriamente en dos grupos: intervención activa y control.
  • Los asignados al grupo de intervención añadieron aproximadamente media taza de nueces a su dieta diaria habitual, mientras que los participantes del grupo de control se abstuvieron de comer nueces.

Al cabo de dos años, se examinaron los niveles de colesterol de los participantes y se analizó la concentración y el tamaño de las lipoproteínas mediante espectroscopia de resonancia magnética nuclear.

Esta prueba avanzada permite a los médicos identificar con mayor precisión las características de las lipoproteínas que se sabe que están relacionadas con el riesgo de enfermedad cardiovascular.

El que hace daño: Consumir nueces a diario reduce los niveles de LDL

El estudio, de dos años de duración, tuvo una tasa de retención del 90% (632 participantes completaron el estudio). Se dispuso de análisis completos de lipoproteínas en 628.

Entre los resultados clave de todos los participantes en el estudio:

1. A los dos años, los participantes del grupo de las nueces tenían niveles más bajos de colesterol LDL, en una media de 4,3 mg/dl, y el colesterol total se redujo en una media de 8,5 mg/dl.

2. El consumo diario de nueces redujo el número de partículas LDL totales en un 4,3% y el de partículas LDL pequeñas en un 6,1%.

Estos cambios en la concentración y composición de las partículas LDL se asocian a un menor riesgo de enfermedad cardiovascular.

3. El colesterol de las lipoproteínas de densidad intermedia (IDL) también disminuyó. Se sabe que el colesterol IDL es un precursor de las LDL y se refiere a una densidad entre la de las lipoproteínas de baja densidad y la de las de muy baja densidad.

En la última década, el colesterol IDL ha surgido como un factor de riesgo cardiovascular lipídico relevante, independiente del colesterol LDL.

4. Los cambios del colesterol LDL en el grupo de las nueces difieren según el sexo; en los hombres, el colesterol LDL descendió un 7,9% y en las mujeres un 2,6%.

Conclusiones de Ros: consumir nueces a diario reduce los niveles de LDL

“Aunque no se trata de un descenso tremendo del colesterol LDL, es importante tener en cuenta que al inicio del estudio todos nuestros participantes estaban bastante sanos, libres de las principales enfermedades no transmisibles”, dijo Ros.

“Sin embargo, como era de esperar en una población de edad avanzada, cerca del 50% de los participantes recibían tratamiento tanto para la hipertensión como para la hipercolesterolemia.

Gracias en parte al tratamiento con estatinas en el 32%, los niveles medios de colesterol de todas las personas de nuestro estudio eran normales”, explicó Ros.

“Para las personas con niveles altos de colesterol en sangre, la reducción del colesterol LDL tras una dieta enriquecida con nueces puede ser mucho mayor. Comer un puñado de nueces cada día es una forma sencilla de promover la salud cardiovascular”, añadió Ros.

 

 

Artículos relacionados