7 datos de “La Chinita” que hace que su festividad sea única

Una de las advocaciones marianas con más seguidores es la Virgen de la Chiquinquirá, o como se le conoce en el cariño del pueblo humilde: La Chinita. Esta representación de la Virgen María tiene seguidores tanto en Venezuela como en Colombia, ya que en este segundo país, se encuentra el municipio Chiquinquirá, en el departamento de Boyacá. Sin embargo es en el estado Zulia de Venezuela donde La Chinita recibe los más grandes homenajes, por ser su capital, Maracaibo, una ciudad con mayor población y con profundo fervor religioso.

El 18 de noviembre, entre gaitas, misas, procesiones y alegría, Venezuela celebra el día de La Chinita. Por ello VTActual repasa los 7 datos que hacen de esta celebración un hecho único.

7. Historia

La leyenda de la aparición de la imagen de la virgen grabada en una tablita que flotaba a orillas del Lago de Maracaibo, es por sí solo uno de los motivos que cautiva la veneración de La Chinita. La casa de la lavandera María Cárdenas, que rescató la imagen del agua, es hoy un centro de peregrinación de los creyentes. La calle donde está ubicada la antigua casa, fue llamada “Calle Milagros”, como el grito de la señora cuando vio brillar la imagen de la Virgen de Chiquinquirá en la tablita famosa.

6. Peregrinación masiva

Tanto en Venezuela como en Colombia la Virgen de Chiquinquirá tiene sendos templos para su veneración. En Maracaibo, capital zuliana, se encuentra la más vistosa y grande: la Basílica de Nuestra Señora de Chiquinquirá, que contiene en un sitio especial la tablita milagrosa con la imagen de la Virgen María. En Colombia está la Basílica de Nuestra Señora del Rosario de Chiquinquirá, en el departamento de Boyacá, y es la patrona de ese país. Para celebrar su día, en ambas localidades se organizan festividades para recibir a millones de peregrinos de ambos lados de la frontera.

5. Leyenda bolivariana

Entre los muchos eventos históricos relacionados con la Virgen de Chiquinquirá, está una que relaciona al Libertador Simón Bolívar con la veneración de su imagen. Pese a que Bolívar no fue muy conocido por su vocación religiosa, aseguran que oró varias veces ante la imagen de la Virgen para que protegiera su empresa en la Campaña Liberadora, que sentó las bases para la creación de la Gran Colombia. Algunos de los tesoros y joyas que adornaban la imagen fueron donados a la causa liberadora que emprendió el caraqueño.

4. Fe en sus milagros

Todo lo que rodea a la Virgen de Chiquinquirá es un milagro. Desde el brillo de la tablita de madera, pasando por la procesión que evitó que la llevaran a una iglesia más lujosa y a cambio hizo que le llevaran a la del pueblo humilde, hasta los favores recibidos por particulares. La fe del pueblo le adjudica curaciones milagrosas, rescates imposibles y favores materiales. Es usual ver a muchos enfermos visitar la imagen en la Basílica de Nuestra Señora de Chiquinquirá y orar de rodillas.

3. La Feria

Las Ferias de la Chinita son famosas en todo el país. Para ello se organizan grandes tarimas en diferentes localidades de la capital marabina, pero la principal es ubicada en las adyacencias a la basílica. Durante las festividades desfilan diferentes músicos locales y algunos invitados extranjeros, que rinden homenaje a la advocación mariana más querida de Venezuela. Las fiestas se extienden desde el 18 en horas de la tarde y hasta el amanecer del 19.

2. Las gaitas

La gaita es el género musical propio del estado Zulia, que le canta a su gentilicio, sus problemas y alegrías y especialmente a “La Chinita”. Son numerosas las composiciones musicales dedicadas a la Virgen de Chiquinquirá, a quien desde el canto se le expresa toda la devoción de un pueblo. “La Grey Zuliana”, “Dos Regalos”, “Venite pa’ Maracaibo”, “La Placita”, “Virgen de Chiquinquirá”, “Reina Morena”, “Sentir Zuliano” y “El 18 de noviembre”, son algunos de los temas que conforman el amplio repertorio para honrar a La Chinita.

1. En el deporte

Cada 18 de noviembre es una tradición para el pueblo marabino disfrutar del tradicional “Juego de la Chinita”, en el cual miles de fanáticos del equipo local “Águilas del Zulia”, acuden a apoyar a su club. El partido se celebra en el estadio Luis Aparicio “El Grande” y normalmente el equipo de casa demuestra su máximo esfuerzo por dar lo mejor para honrar a la Virgen desde el terreno de juego.

RB

7 costumbres certifican que estás Hecho en Venezuela

Artículos relacionados