InicioDestacadaTraficantes de la salud, otra cara de la guerra económica en Venezuela

Traficantes de la salud, otra cara de la guerra económica en Venezuela

Los poderes fácticos del mundo han posicionado muy bien en el ámbito internacional, que la situación actual de Venezuela es responsabilidad de una supuesta mala gestión del presidente Nicolás Maduro. Al hablar del tema, omiten elementos fundamentales como el ataque permanente a la moneda, el contrabando de extracción con el combustible y los alimentos por las fronteras, principalmente por Colombia, y el ataque a los precios del petróleo, motor fundamental de la economía venezolana.

El impacto de estas acciones criminales, lo ha resentido cada venezolano en su hogar, al ver reducida su calidad de vida, por no tener acceso a los productos básicos que venden por montones al otro lado de sus límites territoriales.

Sin embargo, una nota álgida ha venido a agravar la situación: no se consiguen medicinas. Voceros de la oposición han insistido con la matriz de la «crisis humanitaria» sin ahondar en las causas de este problema, que parece tener la misma raiz de los otros: traficantes de miserias.

Se trata de mafias que también trafican con las medicinas para padecimientos como la tensión arterial, anticonvulsivos y antidepresivos, así como antibióticos. Ante cualquier padecimiento, los médicos deben hacer una receta con al menos cinco medicamentos parecidos, para que el paciente inicie un periplo por cada farmacia, a ver si al menos logra conseguir uno.

Esta semana, la Policía Nacional Bolivariana desarticuló una banda dedicada al robo, tráfico y venta de medicamentos que luego vendían en el mercado negro “incluso en dólares a través de transferencias y pagos electrónicos”, según explicó desde su cuenta en Twitter el ministro para Relaciones Interiores, justicia y Paz, Néstor Reverol.

https://twitter.com/NestorReverol/status/908333817924128769

Por este delito, resultaron detenidas tres mujeres que tenían en su posesión alrededor de 400 tipos de medicamente, sumando más de 100 millones de bolívares. Sin embargo, no es la primera vez que capturan una banda delictiva en este tipo de operaciones.

Las autoridades venezolanas deberán dar con los responsables directos de que los medicamentos no lleguen a las droguerías, sino que son distribuídos a estas mafias que trafican con la salud y el dolor de las familias.

JS

LEE Más

spot_img