Migración venezolana tensa la cuerda entre Chile y Perú

La migración de ciudadanos venezolanos hacia Chile y la crisis que se generó en la frontera con Perú por la intempestiva imposición de un visado para ingresar al país austral, podría producir un conflicto diplomático entre ambos países.

Las tensiones comenzaron en junio, cuando más de cuatro mil familias venezolanas quedaron varadas en Tacna, ciudad fronteriza de Perú y unas 400 de ellas decidieron acampar en las zonas aledañas al consulado de Chile ubicado en esa localidad.

La pernocta de estas personas generó molestias entre los vecinos de la zona, quienes se quejaron con las autoridades que más tarde procedieron a desalojar a las familias y emitieron un comunicado exigiendo al consulado dar una solución a esta crisis.

El gobernador de Tacna, Juan Tonconi, aseguró que de no recibir respuesta a su solicitud procedería a desalojar el recinto consular, que se encuentra legalmente protegido de este tipo de acciones por la Convención de Viena.

Por su parte, el gobierno de Chile, en voz de su ministro del Interior, Andrés Chadwick, afirmó no se dejará presionar para acelerar la entrada de migrantes venezolanos.

“Ningún país nos va a venir a presionar para efectos del ingreso de migrantes. Chile es completamente soberano, vamos a ejercer nuestra soberanía; en Chile se respeta la ley tanto para los nacionales como para los extranjeros”, expresó Chadwick.

Desde que en 2018 una oleada de venezolanos decidiera emigrar de la nación caribeña, varios han sido los países que han impuesto visado para controlar la entrada de estos ciudadanos, entre ellos se encuentran Panamá, Perú, Chile y más recientemente Ecuador.

ARG

Artículos relacionados