InicioDestacada¿Se avecina una rebelión contra May en Gran Bretaña?

¿Se avecina una rebelión contra May en Gran Bretaña?

Dos consejeros de gabinete de la primera ministra de Gran Bretaña, Theresa May, renunciaron a sus cargos tras la derrota electoral que significó que su partido, el Conservador, perdiera la mayoría absoluta en el Parlamento Británico.

Se trata de Fiona Hill y el jefe de gabinete, Nick Timothy, quien emitió una carta publica a través del portal Conservative Home. «Asumo mi responsabilidad por mi rol en esta campaña electoral, que era de supervisar el programa», afirmó Timothy citado por la versión web de Telesur.

Nick Timothy y Fiona Hilll eran considerados los «perros guardianes» de May

Las elecciones se celebraron este jueves 8 de junio y el resultado dejó al partido de gobierno con 318 escaños, seguido por el Partido Laborista, que obtuvo 261 puestos en la Cámara de los Comunes, donde se requieren 326 para obtener la mayoría absoluta: más de la mitad de los 650 puestos totales del Parlamento.

El partido de May contaba con 330 y pretendía fortalecer su presencia con la convocatoria a elecciones anticipadas, que terminaron por constituir un revés que los llevó a formar una coalición con el Partido Unionista Democrático (DUP, por sus siglas en inglés), que aportaría sus 10 puestos obtenidos para formar gobierno.

El DUP, perteneciente a Irlanda del Norte, ha recibido críticas por su vinculación con grupos paramilitares y sus posturas contra el aborto y la unión entre personas del mismo sexo.

Presiones conservadoras

Varios «pesos pesados» en el seno de los conservadores habría presionado a May para la salida de Hill y Timothy, bajo la amenaza de una rebelión en las filas de su partido, reseñó AFP aludiendo a medios locales.

Lea también: ¿Realmente Theresa May sedujo a Gran Bretaña?

También la prensa británica plantea un panorama bastante adverso para la primera ministra, quien consideran que intenta aferrarse a como dé lugar a su cargo, aunque medios como The Sun no le dan sino meses en el mismo.

Algunos dentro del partido Conservador, sumándose a la petición de los laboristas, llegaron a pedir incluso su dimisión, una opción que ella rechazó en nombre de una «estabilidad» necesaria «para llevar a cabo la salida de la Unión Europea (el ‘Brexit’)», cuyas negociaciones tienen el 19 de junio como fecha prevista para su inicio.

JI

LEE Más

spot_img