#Análisis Agotamiento pasa factura a los médicos durante la pandemia

Más de cuatro meses tiene la humanidad inmersa en la pandemia del Coronavirus. En este tiempo muchos países han visto colapsar sus sistemas sanitarios y la Organización Mundial de la Salud estima que aún no estamos cerca de bajar la curva de contagios. Mientras se trabaja aceleradamente en el hallazgo de la vacuna y políticos irresponsables agravan la crisis, el gran peso lo llevan los médicos y enfermeros, que en muchos casos ya muestran comprensibles señales de cansancio.

Los avances científicos en materia de salud no eran capaces de vaticinar un escenario como el que vemos hoy. Hospitales desbordados, su personal redoblando guardias e insuficiencia de equipos médicos. No importa cuán desarrollado sea el país, una crisis de estas magnitudes conduce irremediablemente al colapso y al cansancio.

La situación empeora en lugares cuyos sistemas sanitarios ya se hallaban golpeados, con el personal de salud mal pagado o en condiciones precarias. La enorme carga de trabajo que supone el tratamiento de la pandemia, el contagio y muerte de muchos colegas y las políticas desacertadas de algunos gobiernos, traen un nuevo enemigo a combatir en la lucha contra el Covid-19: médicos exhaustos.

Crisis de médicos abre peligrosa compuerta

Estados Unidos sigue siendo el foco principal de contagios de Coronavirus en el mundo y está lejos de abandonar ese sitial. Con más de 3 millones de contagios y casi 140 mil fallecidos, el presidente #DonaldTrump recientemente aceptó usar mascarilla a pesar de su postura adversa a las recomendaciones globales. Los servicios de salud se han visto superados en Nueva York y Florida, cuyo personal debe trabajar entre 10 y 14 horas al día.

«Tendremos hospitales abrumados y no sólo en términos de camas en la Unidad de Cuidados Intensivos y hospitales — y eso es malo — sino también personal hospitalario agotado y que se está enfermando«, declaró a una cadena estadounidense el doctor Peter Hotez, decano de medicina tropical del Baylor College of Medicine.

El rebrote predecible ante la reapertura económica ordenada por Washington, obligó a retroceder los planes en 26 estados de la unión. La cantidad de contagios ha vuelto inmanejable la situación para muchos médicos. Ante este escenario el doctor Hotez augura que «no tendremos suficiente mano de obra, poder humano, para manejar todo esto.»

España entre la huelga y los rebrotes

Ya antes de la pandemia los médicos españoles no las tenían todas consigo. A una enorme carga laboral, inestabilidad en puestos de trabajo y la precariedad en los servicios, se sumó la pandemia. La crisis reventó esta semana con la protesta y llamado a huelga de miles de médicos residentes.

Una reciente encuesta realizada por la Organización Médica Colegial de España (OMC), revela que el 55,7% de los médicos se declara «emocionalmente agotado» y el 35% de ellos está «insatisfecho» con el ejercicio de su profesión. En su lucha contra el Coronavirus los galenos españoles reportan «unas condiciones previas pésimas y una pandemia que nos ha agotado física, emocional y psicológicamente».

El costoso error latinoamericano

Los diferentes gobiernos neoliberales de América Latina destruyeron sus ya golpeados sistemas de salud. Una situación ya delicada, se multiplica en gravedad en la pandemia. En Perú, segundo país en contagios de Covid-19 por detrás de Brasil, los médicos están horrorizados por la inacción del gobierno que dejó en sus manos la decisión de escoger a quien salvar.

«No hay ninguna directiva nacional al respecto. Queda solo a criterio del médico que está a cargo”, dice el doctor Jesús Valverde, presidente de la Sociedad Peruana de Medicina Intensiva. El galeno ve con impotencia los más de 330 mil contagios y 12 mil fallecidos en su país. «La salud pública ha estado abandonada. No ha habido interés de parte de los gobiernos de turno. Hoy día vemos que es una necesidad importante”.

El caso peruano es una muestra de lo que también está ocurriendo en países como Brasil, Colombia o Chile, donde el sistema público de salud ha sido abandonado en beneficio del mercado, complicando mucho más la labor de los médicos.

Randolph Borges/VTactual.com

#Análisis Escasez de agua potable también toca las puertas de Europa

Artículos relacionados