Uzbeko confiesa sobre su acto terrorista

El ciudadano uzbeko de 39 años detenido como supuesto autor del atentado del viernes pasado en Estocolmo, admitió este martes ante un tribunal, ser el autor del ataque.

Rakhmat Akilov, quien permanece arrestado desde la madrugada del sábado, aceptó ser culpable del cargo de delito terrorista con asesinato durante su comparecencia ante el juez.

El sospechoso “reconoce haber cometido un acto terrorista y acepta su detención”, según las declaraciones emitidas por Johan Eriksson, su abogado de oficio.

El uzbeko podría tener vínculos con el grupo extremista Estado Islámico (EI), reportaron periódicos suecos como Aftonbladet y Expressen. Añadieron que Akilov realizó el masivo crimen, que dejó cuatro muertos, tras recibir órdenes directas del EI desde Siria. También exigió el fin de los actuales bombardeos en dicho país asiático.

“Atropellé a infieles”, expresó el sospechoso en alusión a sus acciones del pasado 7 de abril, cuando robó un camión de carga perteneciente a una empresa de reparto de cervezas y arremetió contra una multitud en una zona céntrica de dicha urbe, según afirma el citado Aftonbladet.

Según los medios de la nación nórdica, Akilov realizó labores previas de reconocimiento en el área donde después tendría lugar la agresión.

Asimismo los tabloides insisten en que el terrorista pasó varias horas previas al atentado en la mencionada locación y se conectó con su móvil a una red inalámbrica cercana, aunque las razones aún son desconocidas.

Por último, los medios revelaron que Akilov se mantiene bajo arresto y algunos prevén que podría enfrentarse a una condena de cadena perpetua, aunque la hipótesis más manejada es que sea deportado a su país de origen para luego ser juzgado por un tribunal.

Con información de Telesur y PL

JA

Artículos relacionados