Trump le da una torta en la cara a los maricos

Definitivamente el presidente de Estados Unidos, Donald Trump, no pierde la oportunidad para opinar sobre los temas más polémicos. En esta oportunidad, se mostró a favor de una decisión judicial en su nación que dio la razón a un pastelero no quiso preparar una torta de bodas para una pareja gay.

La celebración la hizo saber el mandatario estadounidense a través de su cuenta oficial en la red social Twitter, donde escribió “¡Gran fallo del Tribunal Supremo para el pastelero!”.

El polémico caso judicial inició hace aproximadamente 6 años, exactamente el 19 de julio de 2012, cuando la pareja gay Charlie Craig y David Mullins, interpusieron una demanda por discriminación contra Phillips, pastelero y dueño de un local en Denver, ya que el señor se negó a realizarle la torta para su boda, alegando   que su fe cristiana se lo impedía.

Jack Phillips, dueño del local Masterpiece Cakeshop, se negó a elaborar la torta del enlace entre Dave Mullins y Charlie Craig

 

En primera instancia, los tribunales inferiores apoyaban a la pareja gay, sin embargo, el Tribunal Supremo de Estados Unidos le dio la razón al pastelero, considerando que sus derechos religiosos fueron vulnerados. “Crear una tarta de bodas para una pareja del mismo sexo sería el equivalente a participar en una celebración contraria a sus creencias más profundas”, reza el documento redactado por el juez conservador Anthony Kennedy.

Cabe destacar, que a primera vista esto parece un caso menor, no obstante el proceso tiene grandes implicaciones para la sociedad estadounidense, debido a los principios que están presente en esta ocasión, como lo son la libertad religiosa, la igualdad sexual y la libertad de expresión protegida por la primera enmienda de la Constitución.

Leer también: Poder, ser Marico

MT

Artículos relacionados