Crisis política en el Líbano tras la renuncia del Gobierno

El primer ministro del Líbano, Hassan Diab, anunció su renuncia al Gobierno este lunes, seis días después de la explosión masiva en el puerto de Beirut. El mal manejo de la carga peligrosa que presuntamente causó la explosión fue le detonantes de protestas masivas. La tragedia en la ciudad capital ha dejado al menos 160 muertos, miles de heridos y cuantiosos daños materiales.

La dimisión del Gobierno genera una crisis política en el país árabe. Horas antes ya habían renunciados las ministras de Justicia, Marie-Claude Naj; y de Información, Manal Abdel-Samad, así como también el titular de Medio Ambiente, Damianos Kattar.

Adicionalmente, al menos seis legisladores también renunciaron al Parlamento nacional, una instancia conformada por 128 miembros. Todas las dimisiones han sido en protesta contra el Gobierno tras la explosión masiva.

Protestas encienden crisis política en el Líbano
Protestas encienden crisis política en el Líbano

Muchas presión política en el Líbano

«Hoy anuncio la renuncia de este Gobierno. Que Dios proteja al Líbano», declaró el prime ministro en el marco de un discurso televisado, según reseñó la cadena Actualidad RT. Incluso, reconoció que la explosión se produjo como consecuencia de la «corrupción endémica».

Los políticos «deben sentirse avergonzados de sí mismos, porque su corrupción es lo que llevó a este desastre que había sido escondido durante siete años», aseveró. Además, aseguró que apoya las peticiones de llevar a juicio a las personas responsables de «este crimen».

El expremier no dudo en añadir que «existe la amenaza de otros desastres debido a la clase dominante que controla el país (…) Nos enfrentamos a una gran tragedia. Las fuerzas que protegen al país deben respetar el dolor del pueblo».

El Gabinete estaba bajo mucha presión, debido a que al menos 160 personas murieron y más de 6.000 resultaron heridas el pasado 4 de agosto tras una potente explosión que también dejó a unas 300 mil personas sin hogar.

Sin embargo, la crisis política ya se había asomado hace meses, pero con la explosión se agravó. Meses atrás, ya había denuncias de graves problemas económicos y una profunda corrupción.

Líbano

Protestas masivas

El pasado fin de semana se registraron protestas masivas en Beirut. En ellas, la ciudadanía denuncia mala gestión de los materiales explosivos. Los manifestantes asaltaron varios ministerios, lanzaron piedras y bloquearon una calle cerca del Parlamento.

Algunas protestas se han tornado con violentas. Durante las últimas dos noches, se han registrado asaltos a edificios oficiales y enfrentamientos con la policía.

El hecho que encendió la mecha fue la explosión del 4 de agosto en el puerto de Beirut, cuando detonaron 2.750 toneladas de nitrato de amonio, almacenadas de forma inadecuada desde 2014.

NB / VTactual

Escasez y crisis económica también producen su onda expansiva en Beirut

Artículos relacionados