Willa es depresión tropical, pero mantiene su amenaza

Con ráfagas de viento de hasta 195 kilómetros por hora, el huracán Willa tocó tierra la tarde de este martes en el municipio de Escuinapa de Sinaloa con categoría 3, causando grandes inundaciones a lo largo de la costa suroeste de país y la declaratoria de 19 municipios en situación de “emergencia extraordinaria”.

Los estados Nayarit, Zacatecas, Jalisco, Sinaloa y Durango, junto con las Islas Marías, han sido las zonas más afectadas por el paso de Willa, pero sin daños ni pérdidas que lamentar.

Huracán Willa tocó tierra mexicana sin causar daños ni pérdidas que lamentar

El martes miles de personas fueron evacuadas en las costas, y refugiadas en al menos 58 refugios temporales, sin embargo las fuertes lluvias cayeron sobre centros turísticos que albergaban personas refugiadas.

Aunque Willa se degradó y se mantiene como una depresión tropical con vientos máximos sostenidos de 35 kilómetros por hora y rachas de 55 kilómetros por hora, el Centro Nacional de Huracanes de EEUU insta a tener precauciones por posibles riesgos de tormentas con “marejadas, vientos y lluvias peligrosas para la vida”.

Más temprano el Servicio Meteorológico Nacional de México (SMN) informó que Willa refuerza riesgos de deslaves, deslizamientos de laderas, desbordamiento de ríos y arroyos o afectaciones en caminos, debido a que el suelo se encuentra saturado por las intensas lluvias.

El Gobierno mexicano anunció el despliegue de más de 40 mil soldados, médicos, enfremeras y marinos, a fin de garantizar la protección de la población y solventar los daños causados por Willa.

NA

7 recomendaciones para afrontar la temporada de huracanes

Artículos relacionados