Turistas en Galicia se arrojaron al mar para salvar sus vidas

Unas 48 personas resultaron heridas, cinco de ellas en graves condiciones, en el incendio de un catamarán turístico ocurrido en Isla de la Toja, en Galicia, España.

En el barco viajaban 52 pasajeros (40 adultos, ocho niños y cuatro tripulantes de la embarcación) todos ellos ya rescatados.

El incendió ocurrió cuando la embarcación colisionó, por causas que aún se desconocen, contra una batea de mejillones y comenzó a arder.

Testigos aseguran que se produjo una explosión a bordo -al parecer en la cocina- que desató el incendio.

La tripulación concentró a los pasajeros en la proa, pero pronto se dieron cuenta de que la única escapatoria era saltar al agua. Allí fueron rescatados por otros barcos turísticos y embarcaciones recreativas particulares que se hallaban en la zona, muy concurrida durante estos meses de verano.

En cuestión de segundos, alrededor del barco incendiado había numerosas embarcaciones arrojando chalecos salvavidas y ayudando a la gente a subir a bordo.

En pocos minutos el barco estaba completamente en llamas y la columna de humo podía verse desde muy lejos, aseguraron los presentes.

La Policía Local y la Guardia Civil restringieron el tráfico en los accesos a la localidad y a parte del casco urbano para garantizar el paso de las ambulancias.

La embarcación quedó calcinada por completo y embarrancada al lado del campo de golf del lugar.

ER

 

Artículos relacionados