Desde Estambul le echan un ojo a Siria

Los dirigentes de Turquía, Rusia, Francia y Alemania se reúnen este sábado en Estambul para una cumbre inédita sobre Siria, en la que se busca consolidar una tregua de Idlib y avanzar hacia una transición política.

Entre los presidentes turco, Recep Tayyip Erdogan; ruso, Vladimir Putin; francés, Emmanuel Macron, y la canciller alemana, Angela Merkel, se congregará por primera  a actores con iniciativas contrapuestas.

El encuentro se produce al día siguiente de los ataques del régimen sirio sobre la provincia rebelde de Idlib (noroeste), en los que murieron siete civiles, el balance más alto desde la entrada en vigor del alto el fuego negociado el mes pasado por Ankara y Moscú.

La situación de Siria es el foco de la reunión
La situación de Siria es el foco de la reunión

Previo a la reunión Macron y Putin hablaron de la situación en Idlib en una conversación telefónica este sábado por la mañana. Los objetivos claros son prolongar el alto el fuego en Idlib, de prohibir las armas químicas, y de garantizar el acceso a la ayuda humanitaria y de encontrar un calendario para el proceso político.

Los dirigentes van a estudiar qué formulas nuevas pueden encontrarse para aportar una solución política, al conflicto complejo, que ha dejado más de 360.000 muertos desde 2011. La formación de un Comité constitucional, auspiciado por la ONU, para elaborar una nueva Carta Magna se perfila como uno de los principales desafíos a salvar, habida cuenta del bloqueo del régimen.

Aunque no se esperan grandes anuncios tras la cumbre, Turquía y Rusia forman, con Irán, un trío ineludible sobre el terreno, donde facilitaron un relativo apaciguamiento de los combates gracias al llamado proceso de Astaná. Francia y Alemania, por su parte, integran el «small group» sobre Siria, que cuenta con otros cinco países, incluido Estados Unidos.

NB

Preparan artillería mediática ante posible ataque de EEUU contra Rusia en Siria

 

Artículos relacionados