Señalan a Rusia por avión derribado en Ucrania en 2014

Un misil ruso de tipo BUK fue el responsable del desplome en Ucrania de la aeronave que cubría la ruta de Ámsterdam a Kuala Lumpur con 298 personas a bordo en julio de 2014, informó el Equipo de Investigación Conjunta.

El reciente informe señala, por primera vez, a una división específica del ejército ruso como presunta responsable del accidente: la brigada de misiles antiaéreos número 53, con sede en la ciudad de Kursk.

«El Ministerio de Defensa, tanto en las primeras horas después de la tragedia como después niega oficialmente las acusaciones(…) y mostró la evidencia pertinente al equipo de investigación», señaló el Kremlin en un comunicado.

Holanda, país del que provenían muchos de los pasajeros fallecidos, considera a Rusia responsable del derribo del avión y plantean denunciar al Kremlin frente a la justicia internacional. Los gobiernos de Australia, Alemania y Reino Unido apoyan la idea.

Las investigaciones indican que el misil fue disparado desde una granja cerca de Pervomaisk,una ciudad ucraniana ocupada entonces por tropas afines a Moscú.

Desde 2014 se llevan a cabo enfrentamientos entre las autoridades locales y los separatistas prorrusos del Este.

Antes de la presentación del informe, las familias de las víctimas publicaron una carta abierta dirigida al pueblo ruso donde preguntaban si «quieren vivir en un país sin verdad”.

Al contrario que en el caso del espía Skripal, Bruselas contempla que el derribo del avión malasio fuese una equivocación (los atacantes creyeran estar destruyendo un aparato militar del ejército ucranio).

«No escatimaré esfuerzos para garantizar que las acciones de la Federación Rusa como un estado que apoya el terrorismo obtengan una evaluación adecuada en la Corte Internacional de Justicia”, prometió el presidente ucraniano, Petro Poroshenko.

También la Unión Europea y la OTAN exigieron a Rusia responsabilidades por el derribo del avión.

ER

Artículos relacionados