María dejó a la isla del encanto sin playas

Luego de la intensa temporada de huracanes que azotó la isla de Puerto Rico entre julio y septiembre de este año, el país ha perdido más de 33 metros de costa. La erosión de los terrenos ha provocado la formación de un risco hacia el océano y grietas en las carreteras aledañas.

El meteorólogo Ernesto Rodríguez, oficial de ciencias y operaciones del Servicio Nacional de Meteorología de la isla, recordó que en el primer trimestre de 2018 se registró la marejada más intensa en los últimos 10 años. en la que la costa norte estuvo expuesta a olas rompientes de entre siete a 10 metros por un periodo de hasta 72 horas.

La geóloga marina, Maritza Barreto Orta, destacó que muchas de las playas han cambiado por el huracán y no se han recuperado, un proceso que puede durar de seis meses a un año pero que en este casi ni siquiera ha comenzado.

El mayor peligro de perder la arena de la costa es que la hace más propensa a sufrir inundaciones.

De acuerdo con un estudio realizado recientemente para el 2010 el 60 por ciento de las playas se encontraban en un proceso de erosión de bajo a moderado. Ya entre el 2011 al 2017, previo a María, la situación variaba a severa. Las zonas más afectadas fueron las costas de Mayagüez y el oeste de San Juan.

Con el objetivo de enfrentar esta situación, el Cuerpo de Ingenieros de la isla evaluará diferentes alternativas, entre ellas la restauración de arena y dunas en las playas, arrecifes artificiales, rompeolas o estructuras necesarias para reducir daños a las infraestructuras y proteger el medio ambiente.

ARG

Una nueva amenaza para la lista en la #TemporadaDeHuracanes

Artículos relacionados