Terminó la Pesadilla Blanca

3 entrenadores en un año, eliminados por los jovencitos del Ajax en Champions y a 19 puntos del Barcelona en la Liga, el Real Madrid firmó una temporada decepcionante luego de dejar ir a Cristiano Ronaldo.

Todo comenzó hace casi un año cuando el portugués informó su decisión de tomar nuevos aires, Zinedine Zidane haría lo propio. El Madrid se quedaba sin su DT y sin goleador.

Poco le importó a Florentino Pérez, más pendiente de construir un nuevo estadio que un mejor equipo. El presidente del Real Madrid creyó que podían competir con lo que tenían… Jamás imaginó el desastre que vendría.

El capitán, Sergio Ramos, se vió sobrepasado por la adversidad que este año rodeó al cuadro merengue.

A días de iniciar el Mundial de Rusia 2018 se hace oficial la contratación de Julen Lopetegui como nuevo DT, una decisión que creó un sismo en la Selección Española. Otro gran error.

Poco duró el DT español que fue sustituido, luego de una derrota contundente ante el Barcelona, por Santiago Solari.

La importancia que tenía Cristiano en el equipo, pasó a jugadores como Isco y Gareth Bale quienes nunca dieron un paso al frente, tuvieron una campaña decepcionante y hoy tienen pie y medio fuera del club.

Con un equipo a la deriva, sin resultados y jugando un muy mal fútbol, la prensa madridista tuvo que crear un nuevo ídolo para desviar la atención. Un muchacho de sólo 18 años que poco hizo en la cancha pero sirvió para que la afición blanca no explotara antes: el brasileño Vinicius Jr.


Eliminados de la Champions por el Ajax, recibiendo un baile en casa, sin Liga y sin Copa, a Florentino Pérez no le quedó otra que sacar un as bajo la manga, traer de vuelta a Zidane. La jugada no resultó como se esperaba y el equipo continuó en caída libre.

Marcelo no fue el mismo de siempre, Benzemá necesita compañía, Kroos y Modric parecían sombras de sí mismos. Las desgracias llegaron juntas.

Eso explica por qué el Real Madrid solo sumó 68 puntos en la temporada (su peor cifra en 17 años) y además fue superado ampliamente por su rival de siempre: el Barcelona. Los catalanes le sacaron una ventaja de 19 puntos en la campaña, la diferencia más grande entre estos dos equipos en la historia del fútbol español.

Por todo esto y mucho más se espera que el Real Madrid «bote la casa por la ventana» en este mercado invernal en el que ya suenan nombres como Hazard, Pogba, Mbappe y Neymar entre otros.

Lo cierto es que la campaña 2018-2019 será muy difícil de olvidar para la afición madridista… y no precisamente por lo buena que fue.

JC

Artículos relacionados