#VTanálisis La obsesión arancelaria de #DonaldTrump llega a más países en desarrollo

EE. UU. podría estar preparando una avalancha de sanciones contra varios países a los que ha retirado de su lista de economías en desarrollo. La posible reelección de #DonaldTrump y su política exterior de ataque a la estabilidad económica de otras naciones, promete expandir el alcance de estas acciones a 20 naciones más que ahora pasan a competir en “igualdad de condiciones” con la primera economía del mundo.

Estados Unidos brinda un trato preferencial en cuestiones arancelarias a las economías consideradas “en desarrollo”, la mayoría de ellas ubicadas en naciones latinoamericanas, africanas y asiáticas. Las naciones afectadas tras esta medida en Latinoamérica fueron Argentina, Brasil y Colombia, cuyas economías son analizadas como suficientemente competentes para no depender de subsidios o tratos preferenciales.

 

La decisión que incluye a países como China, India y Suráfrica, fue tomada también en base a si los afectados pertenecen al G-20 o tienen un alto índice del PIB . Sin embargo estas nuevas medidas afectarán significativamente las exportaciones de todos estos países a Estados Unidos, país que se prepara para competir en igualdad de condiciones con otras naciones que difícilmente puedan seguirle el paso.

Temores desatados en Latinoamérica

Brasil fue el país que reaccionó con más virulencia al anuncio de Washington. La Confederación Nacional de la Industria del gigante amazónico, publicó un comunicado rechazando la medida y augurando seguras sanciones contra productos brasileños. «La Confederación Nacional de la Industria (CNI) considera que la decisión de los Estados Unidos de reclasificar a los países en desarrollo, incluido Brasil, en investigaciones de medidas de defensa comercial, es negativa e ilegal, ya que se hizo de manera unilateral, sin tomar en cuenta las normas de la Organización Mundial del Comercio (OMC)».

Ni las cercanías ideológicas salvaron al Brasil de Bolsonaro del apetito arancelario de #DonaldTrump

La CNI alertó sobre los riesgos de las decisiones unilaterales. “Siempre es un riesgo cuando las disputas comerciales se resuelven de forma aislada por un solo país”, añade el texto. Por su parte en Argentina, país aún adolorido por las políticas neoliberales que dejó el gobierno de Mauricio Macri, se han tomado el anuncio con preocupación justificada, ya que temen por la eventual imposición de aranceles si se detecta alguna irregularidad en los subsidios o prebendas otorgadas a los principales productos de exportación.

A Colombia parece no afectarle mucho la medida, ya que este país tiene un Tratado de Libre Comercio (TLC) con Estados Unidos que acuerda un 0% de aranceles para ingresar productos neogranadinos al país norteamericano. Sin embargo con #DonaldTrump en la presidencia, nunca se sabe.

La lógica de Trump

El presidente norteamericano emprendió una agresiva política para “rescatar” la economía de su país de las “desigualdades” competitivas con respecto a otras naciones. En ese sentido desató la guerra comercial con China, su competidor más cercano, con el que mantiene una tensión que se ha trasladado a las principales bolsas del mundo.

En su razonamiento, Trump dijo irónicamente en la reciente Cumbre Económica de Davos: «China es visto como un país en desarrollo. India es visto como un país en desarrollo. Nosotros no somos vistos como un país en desarrollo. En lo que a mí respecta, también somos un país en desarrollo«. Luego de esto vinieron las medidas contra 20 países a los que se sacó de la lista de economías en desarrollo.

Randolph Borges/VTactual.com

Aranceles de #DonaldTrump alcanzan Suramérica

 

Artículos relacionados