EEUU y sus secuaces enfilan su artillería contra Nicaragua

La Organización de Estados Americanos (OEA) realizó una sesión especial a petición de Argentina, Canadá, Chile, Estados Unidos y Perú, para presentar un proyecto de resolución que condene la violencia y los atropellos a los derechos humanos en Nicaragua, calcando lo realizado anteriormente contra Venezuela con las violentas «protestas» del 2017.

El grupo multilateral exhortó al gobierno nicaragüense a que «considere todas las opciones» para lograr soluciones pacíficas a la crisis y condenó los actos de violencia y abusos contra los derechos humanos, según lo documentado por la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH).

El canciller de Nicaragua, Denis Moncada, presente en la sesión, rechazó el informe tildándolo de «apresurado, prejuiciado y carente de objetividad».

Bolivia y Venezuela coincidieron con Nicaragua y denunciaron las acciones de minorías violentas contra el gobierno de Daniel Ortega.

«Hemos tenido una actitud decente y amistosa con quienes nos critican pero no podemos tolerar que abusen de la buena fe del Estado nicaragüense», dijo el canciller.

Mientras, el embajador de Nicaragua en la OEA, Luis Alvarado, denunció el recrudecimiento de las acciones violentas en su país por las protestas contra el gobierno de Daniel Ortega que comenzaron por unas reformas fallidas de la seguridad social y que ya llevan más de 300 personas fallecidas, cientos de heridas y miles de dólares en daños a infraestructuras, situación casi idéntica a la ocurrida en Venezuela en 2017. Según las reglas del ente multiestatal el texto no se puede someter a votación mientras se realice la sesión, razón por la cual el conteo se realizará en los próximos días.

ER

7 claves para entender la situación en Nicaragua

 

Artículos relacionados