Los millones que traería el 2018 para el fútbol profesional

El fichaje más caro de la historia del balompié se dio en 2017, cuando el Paris Saint Germain, de Francia, compró al brasileño Neymar Jr. al Fútbol Club Barcelona, por 222 millones de euros.

Pero el nuevo año trajo otra «sorpresa», aunque bien esperada desde ese traspaso entre catalanes y franceses: El Barcelona gastó unos 160 millones en la llegada del también nacido en Brasil, Philippe Coutinho, a quien intentaron fichar del Liverpool el pasado verano, sin éxito.

Aunque pudiera parecer que algunos de estos, así como Cristiano Ronaldo, o Lionel Messi, podrían ser los más millonarios en el mundo futbolístico, realmente no es así: recientemente, salió a la luz la suma de la fortuna con la que cuenta Faiq Bolkiah, joven jugador del Leicester City en Inglaterra.

Bolkiah, sobrino de Hassanal Bolkiah, Sultán de Brunéi, país de menos de medio millón de habitantes del sudeste asiático, es el heredero de unos 20 mil millones de dólares, y aún no ha debutado siquiera en la Primera División del balompié inglés.

Esto lo convierte en el jugador con más dinero en el mundo, sin duda, aunque esa suma no provenga de su desempeño en las canchas. Sin embargo, en el caso de muchos de los futbolistas que más perciben, tampoco lo hacen por el uso de sus pies, sino por contratos publicitarios.

Grandes firmas de ropa, calzado, videojuegos, perfumes, entre muchas otras, proveen a los deportistas y a los futbolistas en particular, con ganancias por encima de sus propios contratos con sus respectivos equipos.

Sin embargo, el incremento en las sumas por las que se ha comenzado a fichar en el fútbol europeo, hacen pensar que la tendencia será al alza y que unos 100 millones de euros ya no representan lo que hace un par de años para un equipo: apenas hace dos años, el Manchester United de Inglaterra compró al francés Paul Pogba, entonces perteneciente a la Juventus italiana, por 105 millones de euros.

Hasta entonces, el fichaje más caro era el de Gareth Bale por el Madrid, por 101 millones, precedido por el de Cristiano Ronaldo en el mismo conjunto español, que pagó 94 millones por él al Manchester en 2009.

Actualmente, ya esa cifra dejó de ser tabú: para el portal especializado Transfermarkt, siete jugadores están tasados en 100 o más millones de euros. Pero dejan por fuera al propio Coutinho, por el cual se pagó más, u otras figuras, como el argentino Paulo Dybala, que el pasado verano también fue objetivo del Barcelona, y por el cual la Juve esperaba más de 150 millones. Si se hurga un poco, la lista puede superar fácilmente la decena de futbolistas cuyo fichaje podría darse por más de 100 millones de euros, lo que hace pensar en un verano multimillonario para este 2018, en el fútbol de Europa.

JI

Artículos relacionados