La injerencia del Grupo de Lima va perdiendo fuerza

Las amenazas del Grupo de Lima en contra de Venezuela no han sido bien vistas por toda la región. México desestimó el pronunciamiento y también lo hizo el Partido Comunista de España (PCE).

A través de un comunicado la organización internacional rechazó el pronunciamiento injerencista de los países reunidos en el que instan al presidente constitucional de Venezuela, Nicolás Maduro, a declinar a la toma de posesión de su cargo el 10 de enero.

El PCE exigió respeto a la soberanía venezolana, a su Constitución e instituciones y dijo que parte de la oposición venezolana manifestó estar en contra de esta nueva intromisión del Gobierno de EEUU en la soberanía venezolana.

Desde España se asegura que lo declarado por el Grupo de Lima es un paso más en la escalada de agresiones imperialistas en contra de Venezuela para subvertir la legalidad constitucional y allanar el camino a una intervención.

El Grupo de Lima no quiere reconocer a Maduro

A través de un comunicado el PCE mostró su firme apoyo al gobierno de Nicolás Maduro y al pueblo de Venezuela y denuncia la injerencia de EEUU, a través del Grupo de Lima.

NB

Artículos relacionados