De como un tuit intentó tumbar a un presidente

Historia de cómo un tuit intentó tumbar a un presidente

EEEUU no da pasos en falso sin que estos produzcan consecuencias. Este 23 de enero Venezuela celebró el derrocamiento de una dictadura militar, el régimen que para entonces llegaba a su fin con la actuación conjunta: pueblo y Fuerza Armada Nacional logró expulsar a Marco Pérez Jiménez de Miraflores. Un día tan significativo para los venezolanos intentó ser dañado por focos de violencia en algunas partes del país luego que un tuit desde la cuenta del presidente estadounidense #DonaldTrump llamara a desconocer al presidente de Venezuela Nicolás Maduro.

Los grupos violentos que intentan reeditar las llamadas «guarimbas» (grupos de delincuentes encapuchados que bloquean las calles con escombros y fuego), se alentaron aún más luego del llamado injerencista que se realiazara desde Washinton y que reconocía al actual presidente de la Asamblea Nacional en desacato, Juan Guaidó, como presidente interino de Venezuela.

El huésped de la la Casa Blanca dio un espaldarazo al opositor que se autojuramentó frente a un numeroso grupo de ciudadanos como presidente del país petrolero. Mientras, el presidente constitucional del país formaba parte de la masiva celebración por la democracia. El tuit encendió la mediática internacional, sin embargo la agenda venezolana en nada cambió, las concentraciones del chavismo siguieron intactas y el programa de actividades se cumplió al pie de la letra, pero en las redes se fraguaba una estrategia para reforzar el intento de tumbar el gobierno venezolano.

Pero no sólo las redes se encendieron, los grupos violentos salieron a tratar de reeditar las llamadas «guarimbas» o focos de violencia en las calles, aunque fueron pocas, alcanzaron a quemar un camión en la Avenida La Carlota de Caracas y cerrar algunas calles en algunos estados del país. Las capuchas volvieron a esconder el rostro de quienes ejercen la violencia como vía de «lucha» y la resistencia y el civismo siguió siendo la respuesta de los venezolanos.

https://twitter.com/savetheplanet88/status/1087939247250784259

La guerra a través de las redes no sólo se potenció con el tuit que provocó que el presidente de Venezuela Nicolás Maduro rompiera relaciones con el gobierno estadounidense, sino que además fue apoyado por el portal wikipedia quien colocó en la reseña de búsqueda de Guaidó que éste había sido juramentado como «presidente interino» del país y en la reseña de Nicolás Maduro que ejerció como presidente desde 2013 hasta 2019, desconociendo de esta manera todos los procesos democráticos validados por organismos internacionales.

La guarimba en las redes, donde tiene mayor fuerza gracias a grupos que desde el internet llamaban a arremeter contra «los chavistas», contaba con usuarios que hacian llamados a la violencia y quienes quisieron usar la web como escenario del conflicto, siguen convocando a la rebeldía nacional. Sin embargo, la respuesta de aliados de la revolución venezolana e integrantes del chavismo ha sido inmediata, al punto que la etiqueta #WeAreMADURO que se impulsó desde Turquía se ubicó rápidamente en la red social twitter.

El terrorismo como política de Estado toma forma en la figura de #DonaldTrump quien intenta aplicar estrategias como las implementadas en Siria y en otros países en los que instalaron «gobiernos paralelos» para posteriormente iniciar el saqueo económico como se aplicó a países como Libia, Irak, Panamá o El Salvador… la lista se torna larga.

EC

Artículos relacionados