Gaza se esfuerza por mostrar que es mucho más que conflicto

Gaza se esfuerza por mostrar que es mucho más que conflictos / Foto: Cortesía

Aunque las noticias que más trascienden en torno a la Franja de Gaza es la cantidad de muertos y heridos que genera el conflicto con el sionismo israelí, Gaza Sky Geeks (GSG), un enorme laboratorio considerado la primera incubadora tecnológica palestina, lucha para apoyar, desde 2011, iniciativas digitales de empresas emergentes y trabajo autónomo.

Gaza se esfuerza por mostrar que es mucho más que conflictos
La incubadora tecnológica gazatí ofrece formación a los habitantes de la Franja / Foto: Cortesía

A cargo de Ibrahim Al Huds, coordinador de participación comunitaria en la incubadora, la sala ofrece a decenas de gazatíes diferentes cursos, y permite acceder, vía correo electrónico, a diversas ofertas de empleo internacionales a modo freelance.

Un ejemplo de ello es Ola Rantisi, de 25 años. Se unió a GSG después de «llamar a todas las puertas» de un enclave donde el desempleo juvenil raya el 70%, y ya recibió su primer encargo de un diseñador gráfico estadounidense.

Surgiendo pese al aislamiento

Como muchas de las iniciativas en Gaza, territorio superpoblado bloqueado por tierra, mar y aire desde 2007 por Israel, con una economía devastada, una pobreza de 80% y un tejido productivo exiguo, GSG surge de la ONG Mercy Corps que se unió con Google para crear un espacio innovador, que hoy muestra avances pese a los muchos obstáculos, apuntó Al Hubs.

Gaza se esfuerza por mostrar que es mucho más que conflictos
Las mujeres parecen las mayores beneficiarias, a juzgar por la cantidad de ellas que participan del proyecto / Foto: Cortesía

El principal es el aislamiento. La imposibilidad de la población gazatí de viajar al extranjero limita el contacto con el mercado internacional, pero la carencia se sortea gracias a que CSG trae mentores desde fuera cada mes para facilitar la interacción.

Oportunidades internacionales

Todas las propuestas de trabajo deben desarrollarse, por tanto, por Internet, en remoto, lo que abre el abanico de oportunidades con cualquier compañía fuera de Gaza, entre las que se encuentran varias españolas.

Gaza se esfuerza por mostrar que es mucho más que conflictos
Se ha abierto un abanico de oportunidades laborales en el ámbito del teletrabajo / Foto: Cortesía

Y aunque otro de los obstáculos son las inversiones privadas, porque en Gaza las transacciones bancarias están restringidas y no se cuenta con formas de pago electrónicas, aún así, GSG ha conseguido convertirse en el mayor espacio de innovación de los territorios palestinos, le visitan diariamente una media de 120 personas y ofrece diversos procesos para empresas emergentes que, desde 2014, desarrolla un plan de estudios propio e inversiones en compañías gazatíes.

FF

Artículos relacionados