La apuesta petrolera que pone en riesgo el peso de los bebés

Newborn baby in incubator

Un reciente estudio realizado en la Universidad de Princenton (Nueva Jersey) , ha revelado la relación que hay entre el fracking y el riesgo de bajo peso y otras patologías en los bebés gestados a uno, dos y tres kilómetros de pozos donde se realiza la facturación hidráulica para obtener petróleo.

El estudio liderado por la investigadora Janet Currie entre 2004 y 2013, que comparó la salud al nacer 1,1 millones de bebés que vivían aledaños a los pozos, determinó que fueron un 25% más propensos a nacer con bajo peso, lo que puede causar la muerte o derivar en asma, trastorno por déficit de atención con hiperactividad u otras complicaciones.

La investigación concluyó que aunque existen pruebas que demuestran que vivir a tres kilómetros de un pozo activo de fracking puede traer consecuencias negativas en el útero, el mayor riesgo de salud lo tienen los bebés durante la gestación.

Otro estudio realizado en la Universidad de Pittsburgh durante los años 2017 al 2010, reveló que hay relación directa entre el fracking y el nacimiento de niños con peso más bajo del normal.

La investigación basó sus resultados en el registro de nacimientos del sureste de Pennsylvania, y determinó igualmente que «las mujeres embarazadas que viven cerca de pozos de gas obtenido por fractura hidráulica tienen bebés con menos peso que los de las mujeres que viven más alejadas de los pozos.

Un total de 15.451 bebés nacidos en Washington, Westmoreland y Butler entre el período mencionado fueron evaluados, divididos por grupos y de acuerdo a la proximidad a los pozos y la cantidad de ellos en la zona. El estudio arrojó que las madres que estaban más cerca de una zona de alta densidad de pozos fueron un 34% más propensas a tener bebés pequeños en relación a su edad gestacional. Mientras, las madres que vivían en la parte más alejada de este radio redujeron ese porcentaje al 25%.

El fracking es una técnica utilizada en EE.UU. que consiste en la fracturación hidráulica del suelo para posibilitar la extracción del gas y/o el petróleo del subsuelo. En este proceso se utiliza agua, arena, y productos químicos como el benceno, altamente contaminante para el ser humano y el medio ambiente.

AMR

La mujer detrás de la teta

 

Artículos relacionados