Economía global teme una recesión a gran escala

Los mercados siguen tambaleándose ante la tensión mundial que genera la guerra comercial que sostienen China y Estados Unidos y al fantasma de la recesión que se asoma por Alemania. Una caída del 3% en Wall Street en su última jornada, advierte sobre el peligro de una ralentización económica global. La caída representa una de las más grandes del año, agudizado por el desplome de las acciones de las compañías energéticas.

En el caso de las compañías de alta tecnología, reunidas bajo el índice Nasdaq, la caída fue superior al 3%. Las bolsas europeas también sufrieron un retroceso importante ante la entrada en cifras rojas de la economía alemana, que se desplomó al cierre del segundo trimestre del año.

La preocupación llegó hasta los bonos del Tesoro estadounidense a 10 años, que cayó temporalmente por debajo de su mínimo desde 2007, cuando la economía de ese país se precipitaba a una gran recesión. Analistas estiman que todas estas son señales de que se avecina una próxima recesión global.

Los mercados de América Latina

Los datos negativos globales arrastraron a la bolsa de México, que es la segunda economía de Latinoamérica. El cierre de su última jornada, la bolsa mexicana registró un retroceso mayor al 2%, lo que la ubicó en un registro inédito desde 2014 en la nación azteca. La economía mexicana es altamente dependiente de lo que ocurre con sus vecinos del norte, por lo que difícilmente puedan tomar distancia de una eventual recesión, de llegar a producirse.

Por su parte, la economía argentina sigue tambaleándose tras la pérdida de confianza de los inversores de ese país en las políticas neoliberales de Mauricio Macri, quien perdió por alto margen las elecciones primarias del pasado domingo, en las que se impuso el bloque centroizquierdista representado por Alberto Fernández y la ex presidenta Cristina Fernández de Kirchner.  

RB

Artículos relacionados