La vuelta del deporte: nada será Igual

En estos momentos no tenemos ninguna idea de cuándo pasará esta crisis mundial por el COVID-19, mucho menos, si el mundo volverá a ser como antes de la pandemia.

Las pérdidas humanas son cada día mayores y las económicas incalculables. El negocio del deporte no escapa de esta realidad pero se prepara, desde ya, para volver lo más pronto posible.

Ante la magnitud de la pandemia nos preguntamos ¿Es necesario pensar en el deporte en estos momentos? ¿No hay cosas más importantes?

Hay dos razones fundamentales para pensar que la actividad deportiva será una de las primeras en reactivarse en el momento en que las autoridades lo permitan:

1- El deporte es un negocio que depende, en un alto porcentaje, de lo que ingresa por derechos de TV. Por tanto las pérdidas serían multimillonarias de no poder culminar los eventos que estaban en curso, al punto de que muchos clubes (los más pequeños) podrían hasta desaparecer.

2- El deporte es entretenimiento y el mundo no será igual luego de esta crisis. La vuelta a la «normalidad» será progresiva y será necesaria la «distracción» de ese gran público que aun estará en cuarentena.

Por eso es que las grandes ligas deportivas están pensando en lo que será la vuelta a la acción y de qué forma podrán mantener el negocio y entretener.

Ante la imposibilidad de tener multitudes en los estadios y con todas la medidas sanitarias que se deberán tomar para evitar el contagio y la propagación del Coronavirus entre los deportistas, es momento de pensar en lo que vendrá: ¡El deporte como un Reality Show!

Lo que parecía una utopía podría convertirse en una realidad en los próximos meses. Los eventos deportivos serían solamente espectáculos producidos para televisión y redes sociales (sin público).

En Inglaterra, las autoridades de la Premier League, fueron de los primeros en plantearse esta solución: Llevar todos los equipos para China (hoy en día uno de los países más seguros) y terminar la competición en una misma ciudad, jugando en un mismo estadio (sin aficionados) todos los encuentros que faltan.

La MLB (Grandes Ligas de Béisbol) de Estados Unidos, dejó filtrar la posibilidad de trasladar a sus 30 equipos a la ciudad de Phoenix, Arizona, en donde comenzaría la temporada y se jugarían todos los encuentros en los próximos meses.

Los peloteros estarían aislados en hoteles, con todas las condiciones de seguridad, y sólo saldrían a entrenar y a disputar sus encuentros, que serán transmitidos por todas las plataformas posibles.

La UFC (Artes Marciales Mixtas) señaló que poseen una isla en donde podrían aislar a todos los peleadores y continuar sus actividades.

La UEFA también se planteó esa posibilidad y se espera que en agosto (cuando estén posiblemente culminada las Ligas locales) se disputen los encuentros que faltan de la Champions y la Europa League en una misma ciudad, con un formato de eliminación directa.

Es muy poco probable que las actividades deportivas se suspendan de forma definitiva (como pasó en Bélgica). En los próximos meses, mientras el mundo vuelve a la normalidad (si es que lo hace) veremos cómo se adapta el negocio del deporte a la nueva realidad.

Ahora tendremos que estar pendientes para no confundir la Final de la Champions con «El Gran Hermano» o la ronda regular de las Grandes Ligas con un capítulo de «Desafío Super Humanos»… Pero como sea: «El show debe continuar».

Junior Cordero/VTactual.com

Los 7 de Junior: Todos pierden sin los JJOO de Tokio 2020

 

 

Artículos relacionados