Con reformas y dictador sin mausoleo se la juega Sánchez

/ Foto: @sanchezcastejon

Durante un acto de proclamación de candidatos del PSOE a las elecciones autonómicas, este sábado, el jefe del Ejecutivo del reino de España, Pedro Sánchez, volvió a hablar de la propuesta que ya hiciera en septiembre pasado: realizar una reforma exprés de la Constitución para «acabar con los aforamientos», lo cual pasa por el análisis del Consejo de Estado y llegaría a Consejo de Ministros este mes.

Con reformas y dictador sin mausoleo se la juega Sánchez
Sánchez volvió a hablar, este sábado, de su proyecto de eliminar los aforamientos políticos / Foto: @sanchezcastejon

Se trata de una situación que afectaría a funcionarios públicos y repercutiría sobre delitos que no se cometieran necesariamente en el ejercicio de un cargo, en un país que cuenta con unos 250 mil aforados, de los que aproximadamente 2 mil (11%) son políticos, según datos del Gobierno y del Consejo General del Poder Judicial (CGPJ).

Todos ellos tienen el privilegio de que no resultan investigados o juzgados por los tribunales ordinarios, sino por las audiencias provinciales, por tribunales superiores de justicia (los aforados autonómicos) o por el Tribunal Supremo, en el caso de los aforados nacionales.

Esto era algo de lo que, por ejemplo, en septiembre mismo, partidos de la ultraderecha como Ciudadanos estaban de acuerdo y urgían a reformar la Carta Magna para poner fin a los aforamientos de diputados, senadores y miembros del Ejecutivo, incluso lo pedían sin éxito durante el gobierno de Rajoy.

Con reformas como cargar un impuesto a la banca

De cualquier manera, lo que anuncia Pedro Sánchez sucede en un momento en que está recién salida del horno, por Real Decreto, su decisión de cambiar la ley para que los bancos se hagan cargo desde ahora del Impuesto de Actos Jurídicos Documentados, porque «la sociedad española fue solidaria con la banca y la solidaridad es recíproca».

«Queremos que nunca más los españoles paguen este impuesto y que lo pague el sector financiero», aseguró ante los medios esta semana y explicó que «la compra de una vivienda es un gran plan de inversión y de vida que debe contar con seguridad política”, para «salvaguardar el principio de igualdad entre los ciudadanos», sobre todo en una nación que hasta no hace muchos meses dio de qué hablar con el tema de los desahucios o desalojos forzados de viviendas.

Por lo pronto, resaltan algunos medios del reino, el Presidente de Gobierno “sacó pecho” al asumir su compromiso de sacar al dictador Francisco Franco del mausoleo (del Valle de los Caídos). Algunos sectores no dudan que la premura de todas estas acciones tenga que ver con ganar todos los apoyos posibles de cara a la contienda comicial que tendrá lugar en mayo de 2019.

Con reformas y dictador sin mausoleo se la juega Sánchez
Algunos sectores no dudan de que las acciones de Sánchez busquen generar apoyo para las autonómicas / Foto: @PSOE

FF

Crisis Económica Mundial sigue impactando al Reino de España

Artículos relacionados