Brunéi prevé castigar con muerte la homosexualidad

Una nueva legislación de Brunéi, en la que se aprobó la muerte por lapidación para homosexuales y amputación de manos para ladrones, desató la polémica entre los defensores de los derechos humanos a nivel mundial, quienes tildan de extremista esta ley.

La  iniciativa legislativa, también contempla la pena de muerte a quienes incurran en hechos de violación, adulterio, la sodomía, las relaciones extramatrimoniales en el caso de los musulmanes, el robo y el insulto o la difamación a Mahoma.

Asimismo, los castigos que incluyen latigazos, también serían implementados para las mujeres que aborten y en el caso de los ladrones, serán amputados. Los niños también serían considerados como criminales, si los mismos son expuestos a creencias contrarias al islam.

En este sentido, el secretario general de la ONUAntónio Guterres, emitió un comunicado en el que condena la nueva legislación que se adelanta en Brunéi, por considerar que está muy apartada de los principios de respeto por la vida y a la libre orientación sexual.

“La legislación aprobada está en clara violación con los principios expresados”, ha manifestado. “Mientras las personas se enfrenten a la criminalización, los prejuicios y la violencia por su orientación sexual, identidad de género o características sexuales, debemos redoblar nuestros esfuerzos para poner fin a estas violaciones”, ha añadido.

YR

Artículos relacionados