Drama del Brexit entre el desenlace y un nuevo capítulo

El primer ministro británico, Boris Johnson, intenta presionar para que el Parlamento británico vote por su acuerdo sobre el Brexit, después de que sus opositores le obligaran a enviar una carta en la que solicitaba un aplazamiento a la Unión Europea.

Las gestiones se realizan en la cuenta regresiva para que Gran Bretaña salga de la Unión Europea (UE), un evento pautado para el próximo 31 de octubre.

“Una nueva prórroga perjudicaría los intereses del Reino Unido y de nuestros socios de la UE, así como la relación entre nosotros”, dijo Johnson en su propia carta, firmada “Boris Johnson”.

Por lo que se conoce hasta ahora, el divorcio no promete ser en buenos términos, ya que la clase política británica se debate entre salir con un acuerdo, salir sin un acuerdo o celebrar otro referéndum.

Por su parte Johnson sufrió una emboscada por parte de los opositores en el parlamento el pasado sábado, quienes exigieron un cambio en la secuencia de la ratificación del Brexit, exponiendo al Primer Ministro a una Ley que exigía que solicitara un aplazamiento hasta el 31 de enero.

Johnson envió la nota a la UE sin firmar y añadió otra carta firmada argumentando en contra de lo que él presentó como un retraso profundamente corrosivo.

XC

Artículos relacionados