Bolsonaro dijo basta a su Ministro de Educación

En medio de una lluvia de críticas, el presidente de Brasil, Jair Bolsonaro, cambio al ministro de educación para bajar un poco la presión en el país carioca.

Ricardo Vélez, colombiano de nacimiento y nacionalizado brasilero, fue hasta el pasado domingo el ministro de esa cartera, luego de protagonizar una serie de polémicas que le costo el puesto, siendo sustituido por el profesor Abraham Weintraub.

A poco de cumplir 100 días de gobierno, Bolsonaro enfrenta la peor gestión desde el retorno de la democracia a Brasil. En la gráfica, junto al ex ministro de Educación, Ricardo Velez.

A través de su cuenta personal en la red social Twitter, donde suele dar ese tipo de anuncios, comunicó el cambio despidiendo a Vélez con un agradecimiento por su trabajo.

Trascendió que Bolsonaro, ceso al ministro por las constantes polémicas que han venido desencadenándose por causa del filosofo de origen colombiano, siendo la semana pasada la última que protagonizo en ejercicio.

El filosofo había declarado su inconformidad por la versión «oficial» y negó el golpe militar de 1964 y prometió «una versión más amplia de la historia» en los libros escolares.

Por su parte el Mandatario brasileño había declarado el pasado viernes en medio de una reunión con periodistas locales, sobre el trabajo que venía desempeñando el ministro de Educación: «bastante claro no esta funcionando (…) Es una buena persona, honesto, pero está faltando en la gestión», comentó.

XC

Artículos relacionados