Venezuela: cabecillas del extremismo de derecha buscan «ayuda internacional»

La oposición venezolana lo vuelve a hacer. En una demostración más de que para ese sector la soberanía de su país no tiene valor alguno, sectores de la ultraderecha preparan el terreno internacional para una intervención armada en territorio del país petrolero. Iván Simonovis, quien hasta hace poco presentaba una supuesta delicada salud en prisión, se fugó de la misma para ser nombrado por el diputado Juan Guaidó como comisionado especial para la Seguridad e Inteligencia. Desde Estados Unidos el prófugo de la justicia prepara las condiciones para esta nueva agresión.

En su cuenta en la red social twitter, el ex comisario fugitivo anunció que está coordinando acciones con “aliados internacionales” para “identificar, ubicar y reducir” por la fuerza a diferentes grupos criminales que según sus palabras “operan en el territorio nacional”. Aunque el señalamiento de Simonovis guarda relación con las acusaciones de Washington y Bogotá sobre la no probada presencia de efectivos de las FARC en Venezuela, también puede interpretarse como la persecución de partidarios del chavismo.

“Lamentablemente Venezuela se ha ido convirtiendo en un centro mundial de planificación de operaciones criminales. Ahí se esconden criminales de todo el mundo para planificar operaciones de narcotráfico, terrorismo, lavado de dinero, secuestro, todo con la anuencia del régimen de Nicolás Maduro”, dijo el ex policía acusado de múltiples homicidios.

¿Con quién cuenta Simonovis?

Este elemento, considerado de suma peligrosidad por el gobierno venezolano, está radicado en Estados Unidos luego de su fuga de prisión. Formado con cursos con el Mossad israelí y la CIA estadounidense, Simonovis mantiene importantes contactos con sectores de la inteligencia más radicalmente anticomunista en occidente. Especialista en formar cuerpos élites para operaciones encubiertas, es un oponente letal para quien se declare su adversario.

Tras su fuga de prisión, fue recibido en Estados Unidos por otro prófugo de la justicia, Carlos Vecchio, quien lo aclamó como Coordinador especial de Seguridad e Inteligencia de Venezuela. Sus contactos con la DEA (policía antinarcóticos de EEUU) y con la CIA, serían las credenciales más notorias para que Simonovis encabece esta nueva ofensiva contra Venezuela.

RB

Artículos relacionados