AMLO descarta formar nuevo eje de izquierda latinoamericana

“Tan lejos de Dios y tan cerca de los Estados Unidos”, con esa frase el legendario presidente Porfirio Díaz lamentaba la suerte de su México querido consciente de ser víctima de un país que ejecuta el expansionismo como hobbie, de lo cual la nación azteca ha sido víctima históricamente. Hoy, el actual gobernante de ese país Andrés Manuel López Obrador (AMLO), parece dar fe de aquella frase, pero esta vez utilizada como defensa de su política exterior.

El presidente electo argentino Alberto Fernández visitó a México como primera opción, con la idea de comenzar a forjar una alianza latinoamericana que asemejara el eje de izquierda que a mediados de la década pasada sostuvieran Hugo Chávez, Lula Da Silva, Evo Morales, Néstor Kirchner y Rafael Correa. Sin embargo AMLO esquivó la propuesta al repetir como una letanía su apego a “principios de no intervención, autodeterminación de los pueblos, cooperación pacífica de las controversias”.

De esta manera el presidente mexicano sigue mirando hacia el norte, que tanto sufrimiento ha causado a su pueblo y que ahora lo utiliza como escudo contra migrantes. “Desde luego tenemos relaciones de hermandad con los pueblos de América Latina y El Caribe. Pero al mismo tiempo tenemos una relación económica, de cooperación y respeto mutuo con Estados Unidos y Canadá, y vamos a mantener esa relación por razones geopolíticas, económicas y también de amistad”, dijo el mandatario azteca.

Visión parecida

Luego de la reunión entre ambos líderes, el presidente electo de Argentina se alegró del encuentro con López Obrador, de quien dijo tener “una comunión de ideas y de conceptos sobre cómo ver el mundo y cómo ver lo que les pasa a nuestros países y a nuestro continente». Agregó que la cita entre ambos fue “un encuentro más que formidable».

El encuentro entre los mandatarios promete un relanzamiento de sus relaciones bilaterales.

Una de las principales estrategias que ambos mandatarios acordaron impulsar, fue la potenciación de la Comunidad de Estados Latinoamericanos y Caribeños (CELAC), uno de los aportes a la región de Hugo Chávez y otros líderes de izquierda del cuál México asumirá la presidencia en 2020. «La integración de Latinoamérica es central y en eso vamos a trabajar», dijo Fernández.

RB

Artículos relacionados