#VTanálisis Guaidó: De títere de EE.UU. a imitador estrella de Maduro

El show continúa, pero ya no es éxito de taquilla a escala global sino más bien una puesta en escena barata, que pasó de ser un remake de todas las veces que han intentado terminar con el Gobierno del presidente Nicolás Maduro, en los últimos 7 años, a convertirse en un terrible espectáculo de imitadores.

Tomando la coyuntura por el Covid-19 como escenario, el autoproclamado presidente encargado de Venezuela, diputado Juan Guaidó, ha optado por mantener vivo lo queda de su liderazgo anunciando una serie de medidas que cuando apenas estaban saliendo de su boca ya habían sido puestas en práctica por la gestión de Maduro.

El 14 de marzo pasado, cuando ya la Organización Mundial de la Salud (OMS) se encontraba trabajando junto a las autoridades venezolanas en un plan de acción contra la pandemia del Coronavirus y ya venían en camino las primeras toneladas de ayuda técnica desde China, fue la primera función de Guaidó quien anunciaba desde su despacho, ubicado por supuesto en Twitter, que ya había establecido contacto con sus aliados internacionales para evaluar propuestas de colaboración para el país.

Esa presunta colaboración no ha significado otra cosa para Venezuela que un nuevo robo a su patrimonio, perpetrado esta vez en contra de los fondos del Banco Central de Venezuela que ahora pertenecen a la reserva federal de EE.UU. y que seguramente serán utilizados en la lucha contra el Covid-19… pero de ese país.

Guaidó también suspendió “responsablemente” las concentraciones y marchas que tenía programadas en el país invitando a sus simpatizantes a no salir de sus hogares y a extremar las medidas de prevención, pero después de que Maduro hiciera un llamado a mantenerse en casa y decretara la cuarentena social obligatoria en todo el país.

 

Sorprendentemente, su propuesta teatral no sólo abarca el género imitación y comedia, sino que también usa el terror para generar pánico y zozobra entre los espectadores.

Fue así como su supuesto equipo de expertos y asesores en materia del Covid-19, salieron a escena augurando cifras catastróficas y situaciones complejas para las que ellos estarían supuestamente preparados.

Afortunadamente, ese escenario no se ha presentado en Venezuela, aunque ellos estén trabajando arduamente para que ocurra como lo demuestra la irresponsable actuación del equipo del gobernador opositor del estado Nueva Esparta, que convirtió a esa ciudad en el epicentro de la pandemia en Venezuela.

Por otra parte, mientras que casi 20 millones de personas han respondido la encuesta del sistema Patria, creado por el Gobierno de Maduro hace tres años y que en la actualidad ayuda a su gestión a llevar un control de posibles casos de Covid-19, Guaidó creó un sitio web que sólo sirve para desinformar y generar pánico entre los ciudadanos.

Asimismo, el líder del gobierno paralelo puso a disposición de los ciudadanos un servicio de consultas médicas virtuales, cuando ya el Gobierno legitimo de Venezuela lleva más de un mes enviando médicos cubanos y venezolanos a miles de hogares, identificados por el sistema Patria como posibles focos de Coronavirus.

Por último pero no menos importante, encontramos el acto central del show de Guaidó, uno que supuestamente otorgará a todos los trabajadores de la salud 100 dólares mensuales durante tres meses.

Y aunque esta medida no es una copia barata de las estrategias del presidente Maduro para enfrentar la crisis mundial ocasionada por el Covid-19, si es un mal chiste de Guaidó considerando su historial de corrupción en materia de “ayuda humanitaria”.

Es por ello que suponemos que este plan tendrá el mismo final que las donaciones hechas por varios gobiernos del mundo y que el equipo del Diputado se robó en Colombia.

En definitiva, Guaidó tendrá una puesta en escena dramática y muchos patrocinantes para su circo, pero mientras no sea original en su contenido siempre obtendrá el mismo resultado: un fracaso sin precedentes.

Y es que nadie prefiere la copia si puede servirse y obtener resultados del original, como le ha ocurrido a varios opositores que han enfermado de Covid-19 y han recibido atención de primera mano por parte del Gobierno de Maduro, ese que a toda costa buscan derrocar.

Andreína Ramos Ginés/VTActual.com

@aramosginesVT

7 razones por las que Juan Guaidó se desinfla en los medios

Artículos relacionados