Símbolos colonialistas resultaron blanco del #BlackLivesMatter el 4 de julio

Símbolos colonialistas resultaron blanco del #BlackLivesMatter el 4 de Julio / Foto: VTactual

Una vez que #DonaldTrump concluyó un discurso en el que arremetió contra “la izquierda radical, los marxistas, los anarquistas, los agitadores, los saqueadores y gente que en muchas instancias no sabe lo que está haciendo”, jaloneó la polarización y remató al asegurar que nunca permitirá que “una muchedumbre enfadada” borre la historia del país y derribe monumentos.

Enseguida, manifestantes del #BlackLives Matter plenaron las calles de diversas ciudades estadounidenses para rechazar la alocución violenta del huésped de la Casa Blanca y, algunos de ellos la emprendieron contra un símbolo del colonialismo continental: la estatua de Cristóbal Colón situada cerca del barrio de Little Italy en Baltimore, Maryland, terminó en el piso para la noche del sábado.

Posteriormente, entre gritos y aplausos de más de un centenar de personas, arrastraron los fragmentos del monumento hasta la bahía cercana hasta arrojarlos al agua.

Símbolos colonialistas resultaron blanco del #BlackLivesMatter el 4 de julio
/ Foto: Cortesía

Respuesta imprevista

El portavoz del alcalde Bernard Young, David Lester, sostuvo que el hecho obliga a reconsiderar, nacional y mundialmente, “algunos monumentos y estatuas que pueden representar cosas diferentes para diferentes personas (…) Los agentes de la ciudad de Baltimore están principalmente preocupados por la preservación de la vida. Eso es sagrado. Todo lo demás es secundario, incluidas las estatuas”. Una intervención muy alejada de la retórica beligerante de Trump.

Diversos monumentos han sido objeto de vandalismo en todo EE.UU. en medio de las protestas impulsadas por el movimiento #BlackLivesMatter, tras la muerte de George Floyd a manos de la Policía a finales de mayo en Minneapolis. No obstante, en la jornada del 4 de julio, la del Día de la Independencia nacional, también llamó la atención la gran cantidad de banderas estadounidenses quemadas en Washington DC, Los Ángeles, Chicago y Nueva York, un acto que, según la jurisprudencia de la nación norteamericana, no es ilegal.

FF/VTactual.com

#VTanálisis Protestas antirracistas en EE.UU. convierten a Venezuela de víctima en victimario

Artículos relacionados