Jucio a independentistas divide al Reino de España

El Tribunal Supremo del Reino de España inició este martes el juicio a los doce líderes independentistas catalanes considerados responsables del proceso secesionista que dio lugar al referéndum unilateral de autodeterminación del 1 de octubre de 2017.

Al comienzo de la sesión el magistrado Andreu Van Den Eynde, defensor de varios de los acusados, precisó «Vamos a explicar que la causa atenta contra la disidencia política«.

«A pesar de los días duros que vienen, no nos rendiremos», afirmó Roger Torrent, quien estuvo presente en una manifestación a las afueras del Tribunal, para luego presenciar el juicio.

En Barcelona y en Madrid se reportaron en algunas protestas por descontento ante el juicio; a pocos metros de la sede del Tribunal Supremo, se encontraban varios líderes independentistas, entre ellos el presidente catalán, Quim Torra.

En Barcelona cortaron la Gran Vía de Barcelona, lo que provocó importantes retenciones en la entrada a la ciudad, mientras la Guardia Urbana de Barcelona también atendió problemas de tráfico en una de las principales arterias por concentración de personas.

Los acusados, quienes están en prisión provisional, entre ellos el ex vicepresidente del Gobierno catalán Oriol Junqueras afrontan acusaciones por delitos de rebelión, sedición, malversación y desobediencia como presuntos promotores y ejecutores del proceso independentista.

Manifestación a favor de los independentistas catalanes

Como respuesta a este proceso independentista, el Gobierno del reino español cesó de inmediato al Ejecutivo catalán, asumió sus competencias y convocó nuevas elecciones regionales, mientras que la Justicia abrió una causa para dirimir responsabilidades a raíz de la querella presentada por el Ministerio Público.

Entre tanto el presidente del parlamento catalán, Roger Torrent, afirmó que el juicio será «la prueba del algodón» para medir la calidad democrática del país.

XC

Artículos relacionados