Blackwater quiere impulsar su negocio utilizando a Venezuela

La empresa de seguridad privada Blackwater, cuyo nombre recientemente fue cambiado a Academi, propuso a EEUU preparar un contingente de cinco mil mercenarios para enviarlo a Venezuela a que acabe de una vez por todas con el gobierno del presidente Nicolás Maduro.

La compañía, se encuentra actualmente en la búsqueda de hombres de nacionalidad peruana, ecuatoriana y colombiana para que integren las filas de este ejército del terror, que busca repetir en suelo caribeño los excesos cometidos durante las guerras de Irak y Afganistán.

De acuerdo con una fuente relacionada al gobierno de #DonaldTrump, el fundador de la compañía, Erik Prince, tiene varios meses buscando financiamiento por 40 millones de dólares en Europa y EEUU, en donde aparentemente no ven con buenos ojos la iniciativa.

El negocio de “seguridad” de Prince surgió con apoyo de la Casa Blanca. La empresa fue fundada en 1997 y tuvo su época de oro durante el gobierno de George W. Bush (2001.2009). Hoy compite con otros contratistas más pequeñas que prestan servicios de seguridad a gobiernos, ONG, empresas mineras, energéticas y de transporte.

Este ejército, que apoyará el multimillonario negocio estadounidense de las armas con un nuevo conflicto en Latinoamérica, es solicitada porque actúa al margen de la ley, no responde por sus delitos y son mucho más baratos que mantener un ejército regular.

ARG

Artículos relacionados