Las mentiras de la Acnudh hechas informe

El representante permanente de Venezuela ante la ONU, Jorge Valero, rechazó el informe que publicó la Oficina del Alto Comisionado de la ONU para los Derechos Humanos (Acnudh), que a su juicio vilipendia la democracia participativa y protagónica que existe en Venezuela.

Destacó que el informe se elaboró sin mandato alguno y que el mismo no ha mediado ninguna solicitud de los órganos intergubernamentales competentes de la ONU.

“El informe está plagado de mentiras. Utiliza fuentes sesgadas; reproduce información de organismos fantasmas, de ONGs financiadas por instancias del Gobierno norteamericano y órganos de seguridad”, aseveró el embajador.

Valero recalcó que no es la primera Oficina del Acnudh que se comporta como una de las tantas ONGs financiadas por intereses inconfesables, para satanizar a gobiernos y pueblos soberanos.

“El informe se publica, precisamente, en momentos en que el presidente de EEUU amenaza con invadir militarmente a Venezuela, e instrumenta un paquete de medidas para asfixiar la economía del país. En momentos en que el Gobierno norteamericano también aplica sanciones en contra de altas autoridades, incluido el presidente Nicolás Maduro”, apuntó.

Asimismo, destacó que no es casual que en el documento solicite lo mismo que le solicita Estados Unidos al Gobierno: “adoptar medidas en contra de Venezuela en el Consejo de Derechos Humanos”.

También señaló que el objetivo de estas acusaciones es desprestigiar la democracia venezolana y al gobierno del Presidente Maduro.

Para Valero, el texto hace una narrativa falsa y manipuladora de lo que realmente ocurrió.

Recordó que grupos fascistas quemaron a seres humanos vivos y practicaron linchamientos, al asesinar a once miembros de las fuerzas de seguridad; además, asaltaron establecimientos militares, destruyeron bienes públicos y privados, y celebraron la muerte de compatriotas. Sin embargo, “para el alto comisionado y su oficina, tales crímenes no existieron”, sostuvo.

La Acnudh publicó un informe donde señala que pudieron haberse registrado ejecuciones extrajudiciales por parte de las fuerzas de seguridad y varios casos de desapariciones forzadas durante el brote de violencia en Venezuela promovido por los sectores de la derecha nacional, pero estas afirmaciones están basadas en testigos no identificados que supuestamente fueron privados de libertad por estar involucrados directamente en las acciones terroristas y protestas violentas en las calles del país.

El invento del comisionado de derechos humanos de la ONU, Zeid Ra’ad al-Hussein, aliado de Diego Arria, y quien lleva años atacando a Venezuela, no ha contado siquiera con el respaldo de medios de la derecha venezolana, pues no tienen nombre alguno de desaparecidos.

Para la Acnudh, los privados de libertad por cometer delitos como alteración del orden público y agresiones contra agentes de seguridad están incluidos en su informe como “desapariciones forzadas”, creando una matriz comunicacional de violación de los DDHH en Venezuela, cuando ni siquiera presentan pruebas factibles o viables de sus acusaciones.

El informe, hecho público este 30 de agosto, abarca el período del 1 de abril al 31 de julio y denuncia ”el uso generalizado y sistemático de fuerza excesiva” contra los “manifestantes”.

El comisionado Ra’ad al-Hussein, al presentar la versión completa del informe sobre el país, mostró una posición parcializada al afirmar que “la democracia apenas está viva en Venezuela, donde el presidente Nicolás Maduro ha reprimido protestas durante meses y consolidó su poder”, dijo.

De esta forma, señaló que “creo que diríamos que con el tiempo hemos visto una erosión de la vida democrática en Venezuela”. “Debe estar apenas viva, si es que está viva, esa es la manera en que yo lo vería”, sostuvo Hussein.

El mundo multipolar será la estrategia de Venezuela contra el bloqueo de EE.UU.

Artículos relacionados