Trump quiere pelear con Irán a juro

Los dos mandatarios dieron contundentes declaraciones.

Pese a no tener argumentos para hacerlo, el primer mandatario gringo, Donald Trump, rechazó firmar el pacto nuclear Teherán – Grupo 5+1, ya que «por nada del mundo, permitirá que Irán tenga la posibilidad de obtener armas nucleares», según informó la Casa Blanca.

Trump manifestó que en el caso de que su administración no llegue a un consenso estaría dando el pacto por «terminado». Esta misma administración adelantó una serie de fuertes sanciones contra el Cuerpo de Guardianes de la Revolución Islámica.

El presidente iraní Hasan Rohani rechazó totalmente esta iniciativa estadounidense y defiende el «derecho» de Teherán a desarrollar su programa de misiles que «únicamente persigue fines defensivos».

Trump catalogó al Medio Oriente de ser los «principales fomentadores del terrorismo en el mundo» algo que no dejó pasar por debajo el mandatario iraní, quien recordó «el largo historial de Washington como responsable de actos hostiles contra Irán».

«EE.UU habla de no poseer armas nucleares cuando solo ellos las han usado» asevera Rohani, quien agregó de forma contundente que un solo país de 6 en total no «podrá anular un pacto unilateralmente».

La coalición completa del JCPOA

La Unión Europea también tomó cartas en el asunto, su Jefa de Diplomacia, Federica Mogherini dejó en claro que «El presidente de Estados Unidos tiene muchos poderes pero no éste», asegurando que un solo país no es suficiente para acabar con el Plan Integral de Acción Conjunta sobre el programa de energía nuclear iraní.

Incluso en el senado norteamericano, la líder demócrata, Nancy Pelosi condenó la decisión de Trump como «un error que amenaza la seguridad de los Estados Unidos y su credibilidad en un momento muy crítico». La líder argumentó que los iraníes hasta el momento no han incumplido con ningún punto del acuerdo y tomar esta decisión sería una opción «frívola» y peligrosa para la Casa Blanca.

KH

Artículos relacionados