Lukashenko carga contra injerencia de potencias occidentales

El presidente de Bielorrusia, Alexandr Lukashenko, rechazó y denunció recientes declaraciones y acciones injerencistas de algunas potencias occidentales en su país. Por primera vez, acusó al Gobierno de Estados Unidos de orquestar y dirigir las protestas de calle que tienen lugar desde hace más de una semana.

En ese orden de ideas, también aseguró que desde la Unión Europea le siguen el juego a Washington y también respaldan las manifestaciones que piden la dimisión del Gobierno, de acuerdo con un reporte de La Vanguardia.

«Estados Unidos lo planea y lo dirige todo y los europeos le siguen el juego. Lo que les dicen, lo hacen», enfatizó Lukashenko en una reunión con trabajadores agrícolas. Incluso, aseguró que en Varsovia se creó un «centro especial» y que «no es casual» que tanques avancen y aviones vuelen tan cerca de las fronteras bielorrusas.

«Ellos nos montaron este lío. Y Rusia tiene miedo a perdernos. Occidente decidió de alguna forma tirar de nosotros, como vemos ahora, contra Rusia», señaló el mandatario.

Lukashenko

¿Qué planea Occidente contra Lukashenko?

Ahora, ese plan de Occidente tendría como objetivo conquistar Bielorrusia para luego un «corredor Báltico-mar Negro. Un corredor sanitario integrado por las tres repúblicas bálticas, nosotros y Ucrania. Nosotros somos el último eslabón».

Las palabras del presidente llegan luego de que el secretario de Estado norteamericano, Mike Pompeo, expresó su apoyo a las demandas de la oposición bielorrusa. En ese sentido, exigió cesar la represión policial, convocar nuevas elecciones y liberar a todos los detenidos.

Según la agencia EFE, el ministro de Exteriores bielorruso, Vladímir Makei, aseguró que las sanciones de la Unión Europea contra Minsk no pueden ser vistas de otra forma que como «acciones no amistosas (…) Y no podemos dejarlas sin respuesta».

Respecto al llamado de convocar nuevas elecciones, Lukashenko insistió en que es «imposible falsificar el 80 % de los votos».

Mensaje directo a Macron

Adicionalmente, el líder bielorruso también envió un mensaje claro y directo a Emmanuel Macron.  Esta semana, el presidente de Francia pidió a la Unión Europea que ayudara a establecer negociaciones entre Minks y la oposición, ofreciéndose él mismo como mediador, de ser necesario.

«Macron declaró que quiere ser mediador en las conversaciones en Bielorrusia. Déjame ir allí primero y ser un mediador entre los chalecos amarillos y Macron«, fue la respuesta Lukashenko, a través de un video publicado en redes sociales.

MR / VTactual

Derecha de Bielorrusia insiste en aplicar “la revolución de colores” a Lukashenko

Artículos relacionados