Multados: JPMorgan, Credit Agricole y HSBC por manipular el euribor

La Comisión Europea (CE) impuso 485 millones de euros en multas a los bancos HSBC (34 millones), JPMorgan Chase (337 millones) y Crédit Agricole (115 millones) por participar en un cártel que manipulaba el tipo de interés interbancario euribor para productos derivados.
Bruselas ha concluido que estas entidades pactaron los precios de productos derivados de tipos de interés en euros e intercambiaron información sensible entre ellas, lo que viola las normas antimonopolio de la Unión Europea, así lo reseñó rtve.

Crédit Agricole, HSBC y JPMorgan Chase decidieron no pactar para cerrar la investigación sobre este cartel, como si hicieron Barclays, Deustche Bank, RBS y Société Générale, que también participaron en el mismo y llegaron a un acuerdo con la Comisión Europea en diciembre de 2013 con una multa de 820 millones de euros. La sanción inicial del Ejecutivo comunitario alcanzaba los 1.700 millones de euros.

Esta decisión pone fin a la investigación del Ejecutivo comunitario sobre el cártel, que funcionó entre septiembre de 2005 y mayo de 2008 y en el que estuvieron implicadas las siete entidades mencionadas en diferentes periodos de tiempo.

Estrategias coordinadas

La investigación de la Comisión ha probado que los comerciantes que los bancos implicados en el cártel, que formaban parte de este panel de referencia, estaban en contacto regular entre ellos a través de chats corporativos o servicios de mensajería internos e intercambiaban información sobre el Euribor que les interesaba.

Compartían información sobre sus estrategias comerciales y de precios con el objetivo de distorsionar el curso normal de la fijación de los precios de productos derivados de tipos de interés en euros.

Según la comisaria de Competencia, Marghette Vestager, «la participación en este esquema fue muy lucrativa para estos bancos» ya que «una pequeñísima variación en el euríbor tiene un gran impacto debido al volumen negociado», si bien afirmó que «es muy difícil decir cuán lucrativo fue».

La manipulación afectó a los ciudadanos

La Comisión Europea siempre ha rechazado que esta manipulación tuviera impacto sobre los particulares, aunque una reciente sentencia en un juzgado de lo mercantil español reconoce a un demandante el derecho a reclamar lo que se le cobró de más por la manipulación.

El euríbor se calcula a partir de los datos suministrados diariamente por una muestra de bancos comerciales y se utiliza para determinar los costes que pagan los ciudadanos y las compañías a la hora de contratar un préstamo, un crédito o una hipoteca.

CC

Artículos relacionados